JIAPAZ, UN FOCO ROJO

 Código Político

  • Denuncian corrupción e ineficiencia
  • No se licitaron 33 millones de pesos
  • ¿Aplicará Huizar la Ley “parejo”?

Por Juan Gómez

La Junta Intermunicipal de Agua Potable y Alcantarillado de Zacatecas (Jiapaz) se convirtió en el “afaire” del proceso electoral 2013 y tiende a convertirse en uno de los episodios más desastrosos de su relativa corta vida en la administración estatal.

Las denuncias enderezadas por el candidato independiente a la alcaldía capitalina, el ex rector de la Universidad Autónoma de Zacatecas, Rogelio Cárdenas Hernández, no solo la han colocado en el ojo del huracán, sino en un tema pendiente que tendrá que resolver la Secretaría de la Función Pública a cargo de Guillermo Huizar Carranza.

Desde el fallido debate organizado por el Instituto Electoral el pasado Domingo, el candidato independiente evidenció la existencia de serias anomalías en la construcción de cinco pozos construidos, que  no han sido puestos en operación para mitigar la carencia del vital líquido en la capital del estado y zona conurbada.

Lejos de responder con puntualidad sobre la situación que prevalece en la construcción del Sistema Poniente-Sur, al que hiciera referencia el candidato priista Carlos Peña Badillo en su oportunidad, el director de la Jiapaz, Amado del Muro respondió amenazante con interponer una denuncia en contra del candidato independiente.

De acuerdo a la versión emitida por Cárdenas Hernández el director Amado del Muro, no licitó aproximadamente 33  millones de pesos de la obra que fue asignada a Grupo Constructor Plata y al grupo Santa Rita, lo que de ser confirmado, podría ser acreedor de una sanción administrativa de proporciones insospechadas.

La revelación sobre las presuntas irregularidades en la construcción de la batería de cinco pozos, podría ser la punta del iceberg en la Jiapaz, en donde también el citado candidato denunció la existencia de “aviadores” al servicio de las campañas políticas que actualmente se desarrollan.

Pero además habría que analizar las condiciones que se han generado conlos permisos para la perforación de los citados pozos, pues para su apertura se requieren permisos de paso y conducción.

Cabe mencionar que el gobernador del estado Miguel Alonso Reyes designó a Amado del Muro luego de su toma de posesión el 12 de septiembre de 2010, pero el funcionario ha sido uno de los más polémicos en su administración, sobre todo porque ha pisoteado los derechos laborales de sus trabajadores y trabajadoras y además, se ha ganado el repudio de los integrantes del consejo de la Jiapaz que la conforman los alcaldes de Guadalupe, Zacatecas, Morelos y Vetagrande.

Las decisiones unilaterales lo han llevado a tomar decisiones que lo han enfrentado con algunos diputados de la LX legislatura, quienes denunciaron en tribuna la utilización de los recibos de cobro de agua potable con fines de financiamiento privado, recursos de los que el director no ha rendido ningún informe y que además viola un precepto porque comercializa instrumentos que son de origen público a través de la venta de publicidad.

Por otro lado la Jiapaz a su cargo no ha sido capaz de proporcionar un servicio público eficiente, puesto que las fugas del vital líquido están a la orden del día a grado tal, que el alcalde interino de Guadalupe, Gilberto Álvarez Becerra, declaró que el ayuntamiento a su cargo contemplaba seriamentesu desincorporación de la Junta.

La intención del presidente municipal interino fue una desmesura, pero refleja el pésimo servicio en el suministro de agua potable que padece la población, y el hartazgo de la ciudadanía.

Amado del Muro inició su carrera dentro de la administración pública al lado del entonces secretario particular del gobernador Genaro Borrego Estrada, Víctor Roberto Infante González, actual delegado del Instituto Mexicano del Seguro Social en el estado de Durango.

Cuando Infante González partió con Borrego Estrada a la dirigencia nacional del PRI, recomendó los servicios de Amado del Muro al entonces gobernador interino Pedro de León Sánchez, actual presidente del Tribunal de lo Contencioso Administrativo, quien por esa razón lo nombró su secretario particular.

Después de concluir su participación y al término del gobierno, Del Muro pidió apoyo a Borrego Estrada, quien lo incorporó a la campaña por el Senado de la República y desde entonces, ha permanecido bajo su sombra.

Pero lejos de ser en un colaborador eficiente en la actual administración se ha convertido en un lastre por la problemática y confrontación que ha generado al frente de la dirección de la Jiapaz.

En este contexto, la Secretaría de la Función Pública y la Secretaría de Administración tienen la obligación de iniciar una auditoría, en aras de la transparencia y de la aplicación “pareja” de la Ley que tanto que se pregona en la actual administración estatal.

Al tiempo.

Top