NIÑAS MIGRANTES CORREN PELIGRO EN “LA RUTA DEL SECUESTRO”

niñas

niñas

Vienen de Centroamérica, viajan solas y son presas del crimen 

Por Citlalli López, corresponsal

Oaxaca.(Cimacnoticias).- De forma indocumentada y sin la compañía de un adulto, niñas y adolescentes centroamericanas intentan cruzar México hacia Estados Unidos sobre “la ruta del secuestro”, ubicada en Oaxaca por Amnistía Internacional (AI), la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) y el Instituto de Estudios y Divulgación sobre Migración.

“Al lomo de la bestia” (tren de carga que conecta el sureste con el norte de México), las niñas y adolescentes de entre tres y 17 años de edad emigran huyendo de la violencia en sus países de origen o van en busca de sus padres.

De enero a agosto de 2013, el Sistema para el Desarrollo Integral para la Familia (DIF) Oaxaca recibió en el Albergue de Tránsito para Niñas, Niños y Adolescentes Migrantes y Repatriados No Acompañados a 14 niñas en ese rango de edad, las cuales fueron canalizadas por el Instituto Nacional de Migración (INM) en su paso por la entidad.

Un año antes, en 2012, fueron canalizadas 30 niñas y adolescentes al albergue ubicado en La Ventosa, Oaxaca, refieren cifras proporcionadas por la Procuraduría para la Defensa del Menor, la Mujer y la Familia del Sistema DIF estatal.

Laura Vargas Mayoral, procuradora para la Defensa del Menor en Oaxaca, no descartó que otras niñas hayan sido interceptadas por traficantes de personas, sin que tenga conocimiento de algún caso en específico, puntualizó.

De acuerdo con estudios realizados por AI, la CNDH y el Instituto de Estudios y Divulgación sobre Migración, Oaxaca se encuentra en la “ruta del secuestro” de migrantes debido a su posición geográfica y al tránsito del tren de carga procedente de Chiapas.

Durante su visita a Oaxaca en enero para la aplicación del “Modelo integral de convivencia pacífica para migrantes”, la directora del Instituto de Estudios, Fabianne Venet, detalló que Oaxaca, Veracruz y Tamaulipas son las tres entidades en las que se registra el mayor número de secuestros de personas centroamericanas.

En 2012, el albergue para niñas y niños en tránsito módulo La Ventosa, Oaxaca, recibió a nueve niñas y adolescentes salvadoreñas de las cuales siete tenían 17 años; una, 14, y otra de 15 años. Además hubo dos más de Ecuador y 15 de Guatemala.

Vargas Mayoral precisó que en todos los casos el DIF Oaxaca se pone en comunicación con las embajadas de los países de origen de las niñas y adolescentes, se abre un expediente y se valora la reinserción familiar dependiendo de los motivos que las hicieron emigrar.

El Sistema de Información Estadística sobre las Migraciones en Mesoamérica y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) detallan que la población latinoamericana representa el 52 por ciento de la población extranjera en EU, de la cual 57 por ciento es de origen mexicano y 13 por ciento centroamericano.

En 2007, en la frontera sur, más de 5 mil 700 niñas, niños y adolescentes centroamericanos fueron repatriados desde México a Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua.

La procuradora Laura Vargas precisó que las niñas y adolescentes que deciden cruzar la frontera sin compañía pueden sufrir graves violaciones a su integridad física y a sus Derechos Humanos.

Los riesgos a los que se enfrentan son accidentes, deshidratación, heridas; ser enganchadas a redes del crimen organizado; sometidas a explotación sexual o laboral; sufrir maltrato institucional al momento de la repatriación o perder la vida durante el tránsito y cruce.

Su estado es de permanente violación a sus derechos básicos como el derecho a la alimentación, a la salud, a vivir en familia, entre otros. “No es que no tengan el derecho de emigrar, pero esa condición tiene que ser de manera segura y con herramientas de vida para hacerlo”, dijo la funcionaria.

Top