Elecciones y sucesión gubernamental

elecciones federales 2015.Código Político

Por Juan Gómez

Tradicionalmente en los procesos electorales federales de fin de sexenio se considera que de los triunfadores de la contienda pueda salir el próximo candidato al gobierno zacatecano. No necesariamente, aunque es una posibilidad que nunca escapa a las conjeturas políticas.

De inicio las campañas electorales en marcha se caracterizan por un manejo anquilosado y tradicionalista en cuanto a su estrategia. Se ve claramente que el PRI está confiando demasiado en sus estructuras y en la acción gubernamental, esto es, en los programas sociales de carácter estatal y federal que incidirán seguramente en alguna medida en la motivación del voto ciudadano.

Los priistas se apoyan básicamente en dos aspectos que son importantes para ellos: su militancia y posicionamiento partidista a nivel nacional, caracterizado por una ventaja mínima porcentual del partido en la preferencia del electorado nacional y en la acción gubernamental estatal pero no en la federal en cuanto a la aceptación ciudadana, puesto que el mandatario zacatecano Miguel Alonso Reyes está mejor posicionado en el estado que el presidente Enrique Peña Nieto.

En tanto la oposición de izquierda y derecha apuntalan respectivamente posiciones muy claras de una sucesión en los distritos dos y uno federales. Estiman que de obtener un eventual triunfo en los distritos respectivos, sus expectativas se fortalecerán el próximo año, cuando se renueven en Zacatecas el Poder Ejecutivo, las 58 alcaldías y la legislatura local.

Fuera de esta esfera de contienda electoral existe otra campaña que trabaja por afianzar un posicionamiento en la aceptación de la ciudadanía zacatecana, y que se ubica al margen de los partidos en contienda: es la ruta sucesoria del ingeniero Pedro de León Mojarro quien, con la promoción de su libro “Podemos Lograr Más, Una visión para el desarrollo”, recorre los municipios del estado para ganar adherentes para enclavarse en la sucesión gubernamental zacatecana.

Desde el año pasado De León Mojarro inició una serie de presentaciones tanto en el Foyer del Teatro Calderón, auspiciado por la Universidad Autónoma de Zacatecas como en diferentes cabeceras municipales, en la ciudad de México y recientemente en encuentros con algunas agrupaciones empresariales.

En el Distrito Uno participa en una contienda cerrada el ex diputado petista Saúl Monreal Ávila, el menor del Clan Monreal, quien en la contienda municipal pasada fue derrotado por su ex correligionario Benjamín Medrano Quezada, quien por cierto, las circunstancias político electorales vuelven a colocarlos frente a frente en la contienda federal presente.

Una virtual victoria colocaría al grupo monrealista en una posición de fuerza electoral actuante en la sucesión 2015, en la que la dirigencia nacional del Partido del Trabajo colocó desde el año pasado como su candidato al actual senador de la República por ese partido político, David Monreal Ávila. Algunos observadores apuntan que una victoria electoral en la delegación Cuauhtémoc del ex gobernador Ricardo Monreal, fortalecería la apuesta por el gobierno de Zacatecas a este grupo político que gobernó a la entidad en el período 1998 al 2004 bajo las siglas del Partido de la Revolución Democrática  (PRD).

De ahí que la alianza electoral entre el Partido del Trabajo (PT) y el PRD  en la presente contienda no sea un asunto menor en la ruta sucesoria, puesto que la unión de ambas estructuras podrían dar un campanazo el 7 de junio en las urnas, aunque hasta el momento la dirigencia estatal perredista bajo el mando de Arturo Ortiz Méndez, ha manifestado su inconformidad por la imposición de su dirigencia nacional en el registro de la alianza electoral de último momento en el Instituto Nacional Electoral.

En el Distrito Dos la contienda es de pronóstico reservado. El alcalde panista con licencia José Manuel Viramontes basa su campaña electoral bajo el apelativo de “Pepe Pasteles” y mantiene preocupados y ocupados a la dirigencia y coordinación de la campaña política, puesto que el ex secretario general de Gobierno, Francisco Escobedo Villegas, no ha podido impactar con su estrategia en esta zona.

Viramontes tiene el apoyo absoluto de la dirigencia nacional de su partido gracias al respaldo que le proporciona el secretario general de Elecciones, José Isabel Trejo Reyes, quien gracias a su posición privilegiada ganó la elección de todos los candidatos en la baraja blanquiazul zacatecana, desplazando al actual presidente del comité estatal de Acción Nacional, Arturo López de Lara.

El caso de Viramontes es similar al de Saúl Monreal, una eventual victoria lo colocaría con un buen posicionamiento en la ruta por la sucesión gubernamental, de la mano del actual diputado federal “Chabelo” Trejo.

Pero la baraja política zacatecana es más amplia y una parte de ella está en las manos del mandatario estatal pero otra partida está en el Partido Verde Ecologista de México y ahí se desliza el actual vocero de dicho partido, el senador Carlos Puente Salas, quien también tiene la dirigencia estatal de ese partido en Zacatecas.

Ex diputado federal y ex Secretario de Turismo en el estado de Zacatecas, Puente Salas se apuntó en la contienda pasada para contender por la gubernatura estatal, pero la alianza con el Revolucionario Institucional le favoreció para incorporarse, como parte de la negociación política, al gabinete de Miguel Alonso Reyes.

Sin embargo, la relación no fue de lo más tersa. Se le impidió incorporar a miembros de su equipo y de su partido a la estructura de la secretaria y se le controló el tema de las finanzas. Decidió presentar su renuncia e irse por una postulación al Senado de la República bajo un proceso accidentado que le impidió incluso estar en las papeletas, debido a que por paridad de género la entonces candidata registrada, Susana Rodríguez, apareció en las boletas electorales. Aún así logró llegar a la Cámara Alta en donde ocupa la coordinación de la bancada Verde del Senado.

Marginado de las acciones gubernamentales estatales, Puente Salas le apuesta al respaldo de la dirigencia nacional de su partido y a la colaboración con el Presidente Enrique Peña Nieto para obtener una eventual candidatura el próximo año por la gubernatura estatal, en donde a través de algunos espectaculares desde el año pasado empezó a “Tender Puentes” en distintos ámbitos.

En esta partida sucesoria están también el senador de la República Alejandro Tello Cristerna, coordinador general de las campañas federales de los cuatro aspirantes a la diputación federal por el Partido Revolucionario Institucional. Su responsabilidad tampoco es menor y estará condicionada a los triunfos o derrotas que se obtengan en el presente proceso federal comicial.

Tello Cristerna es un hombre formado en la iniciativa privada pero llevado a la administración municipal por su amigo Miguel Alonso Reyes cuando fungió como alcalde de la ciudad de Zacatecas; pero al asumir la gubernatura del estado en septiembre de 2010 lo nombró Secretario de Finanzas, en donde estuvo hasta marzo de 2012 cuando se postuló como candidato al Senado de la República.

El senador Tello Cristerna pertenece a una connotada familia de políticos y diplomáticos mexicanos entre los que se encuentran Manuel Tello Barraud, Carlos Tello Macías y Manuel Tello Macías, así como el escritor Carlos Tello Díaz y el periodista Javier Tello Díaz, quien por cierto conduce “La Hora de Opinar” al lado del analista y periodista Leo Zukerman en Televisa.

En esta baraja se encuentra también Adolfo “Fito” Bonilla Gómez, actual coordinador de la fracción priista zacatecana en el congreso federal, quien termina su período el 30 de abril del presente año, pero trasciende su incorporación extraoficial al gabinete gubernamental, concretamente a la Secretaría de Desarrollo Económico, en donde sustituirá a Patricia Salinas Alatorre.

“Fito” Bonilla es hijo del político fresnillense José Bonilla Robles, ex senador de la República y en dos ocasiones diputado federal y en una ocasión legislador local (1980 a 1983), líder ganadero y empresario de importantes medios de comunicación en su natal Fresnillo, fue aspirante al gobierno del estado en el año 2004 pero no logró obtener la victoria frente a la perredista Amalia García Medina.

También en esta baraja se encuentra el actual alcalde de la ciudad de Zacatecas, Carlos Peña Badillo, en la expectativa de participar en una coyuntura que permitan las condiciones cambiantes de la sucesión gubernamental.

En este contexto se ubican las elecciones federales 2015 que marcarán la profundización de la sucesión gubernamental zacatecana en la ruta del año 2016.

Al tiempo.

http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/banner-largo2-1400x2501.png

Noticias relacionadas

Top