Problemática universitaria podría ser objeto de Foro de Reforma: Renacimiento Universitario

Fotos: Misael Camarillo / MIRADOR

Zacatecas, Zac.- A nombre del colectivo Renacimiento Universitario, Juan Francisco Valerio y Francisco Javier Domínguez Garay ofrecieron una conferencia de prensa para hacer lectura a un documento al que llamaron “el acta de remamiento universitario”. En él se hace referencia a la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ), con más de 180 años de tradición en la entidad, ha permitido a muchas generaciones de zacatecanos acceder a la educación media, media superior, superior y de posgrado.

El compromiso ha sido el de consolidarse como una institución pública gratuita, laica y comprometida con la educación de calidad, por lo que a los integrantes de la comunidad universitaria “nos identifica la grave responsabilidad de mantener un proyecto educativo de vanguardia, acorde a las exigencias que impone una realidad señalada por la rapidez y profundidad de los cambios sociales, pero marcada por las necesidades educativas de la juventud del estado de Zacatecas”, señaló Valerio Quintero.

De persistir la falta de conducción y de gobernabilidad, agregaron, no habrá forma de resolver problemas como el déficit financiero en la institución y la incertidumbre laboral de 600 técnicos académicos y profesionales, pues la actual es una administración “autista, autárquica e indiferente”.

De igual forma, hicieron un llamado a la comunidad universitaria, docentes, trabajadores y estudiantes, a unirse a su planteamiento de fortalecer la universidad pública y autónoma, con la responsabilidad de educar y formar ciudadanos, iniciativa en la que, dijeron, cabe todo, menos lo absurdo.

Por otro lado, el ex rector expresó su total desacuerdo ante quienes plantean que actores externos intervengan para solucionar los problemas de la Máxima Casa de Estudios, pues los propios universitarios tienen la capacidad, la inteligencia y la responsabilidad de hacerlo. Para ello, se necesita una conducción capaz de sumar voluntades, lo que no se tiene por ahora, y señalaron que el colectivo ha dialogado con Grupo Universidad y otras agrupaciones para buscar generar un acuerdo que aporte estabilidad, gobernabilidad y conducción para la UAZ.

La política, agregó Francisco Valerio, no debe limitarse a la búsqueda de puestos administrativos ni la corrupción debe considerarse sólo como la sustracción de recursos públicos, sino que también se considera como tal el dejar de hacer el trabajo que a cada quien le corresponde y simular que se realiza.

Subrayó que al ser una de los mejores 20 planteles del país, la mayoría de los programas académicos cuentan con acreditación de calidad, pero de todas las instituciones a nivel nacional posiblemente la zacatecana sea la que menos eroga recursos.

No hay certeza sobre el futuro inmediato de la UAZ, añadió, si gobierno, estudiantes, trabajadores y docentes no abordamos el problema con la debida responsabilidad, haciendo alusión, a la vez, a los mil 500 millones de pesos de adeudo que se tendrán, aproximadamente, para comienzos de 2016.

Otros de los problemas que deben abordarse, señaló, son las condiciones en que se encuentra el personal administrativo y docente con referencia a la seguridad social, así como la permanencia en el empleo. Estos factores pueden incidir en la calidad de la enseñanza, aseveró Valerio Quintero.

La virtual disolución de los órganos de gobierno en la Universidad es otra manifestación de la crisis institucional que se vive, lo que abriría, de realizarse, el camino a la desorganización académica, la proliferación de grupos que defienden violaciones específicas a los derechos y favorecería el establecimiento de una administración indiferente al compromiso de impulsar el desarrollo de la institución. Así, es impostergable restablecer en sus funciones al Consejo Universitario, a los Consejos Académicos de Unidad y a los Consejos de Área, expuso el docente.

Esta serie de aportaciones, concluyeron los dirigentes de Renacimiento Universitario, deben ser implementadas en un Foro de Reforma Universitaria que comprenda las áreas básicas de la Universidad, del cual no puede excluirse a la administración. Ésa, por su parte, debe conducirse con transparencia y respeto de los recursos que la sociedad pone a disposición de la propia comunidad universitaria.

Etiquetas
Goldcorp

Noticias relacionadas

Top