¿Amenaza o advertencia?

Referente periodístico…

Por Gerardo DE ÁVILA (*)

gerardo-de-avila1Zacatecas, Zac.-En la visión del ex banquero, el Secretario de Finanzas Fernando Soto Acosta, si las y los diputados de la LXI Legislatura el Estado no aprueban el nuevo empréstito por mil 700 millones de pesos, los aguinaldos y el pago de prestaciones están en riesgo.

¿Amenaza o advertencia?

Paradójicamente, semanas atrás, durante una entrevista radiofónica, el Secretario de Administración Le Roy Barragán Ocampo había garantizado el pago de aguinaldos y prestaciones para más de nueve mil trabajadores del actual gobierno.

Eso dijo el funcionario.

Sin embargo, apenas la semana pasada, la discusión que se trae el responsable de las arcas del Estado con los legisladores, en especial, con los de “oposición” (lo que queda de ella), lo anunciado por Le Roy se viene abajo.

Así se interpreta.

Uno de los principales problemas de todo gobernante, no importando el color y la ideología, es que les cuesta trabajo socializar las decisiones importantes que tendrán alguna repercusión para la sociedad. Grave error cometen los gobernantes.

Y todos, son todos.

Desde la realidad aldeana, hay voces que acusan que el Secretario de Finanzas no ha tejido fino para convencer a los opositores (no todos están en contra) sobre la necesidad de endeudarse aún más, para sacar los pendientes de fin de año.

Eso dicen…

En medio de la discusión, también se observa una insensibilidad legislativa para discutir el polémico empréstito. Los congresistas aducen que no tienen la información suficiente que explique, motive y fundamente el por qué sumar más deuda.

¿A quién le creemos?

Se pierde tiempo valioso

Mientras se pierde tiempo valioso, el jefe del Ejecutivo requiere 16 votos en la Cámara de Diputados para sacar adelante el empréstito. El tema es que la banca también requiere de tiempo suficiente para autorizar el polémico préstamo.

¿A todo está planchado?

En el complejo mundo de las cifras, resulta todo una enigma saber a cuánto asciende la actual deuda del Estado de Zacatecas. El Secretario Soto asegura que supera los 7 mil millones de pesos, aunque la “oposición” sostiene que son como 14 mil o más.

Quién tiene la razón.

Llama la atención, como el diputado perredista Rafael Flores Mendoza ha cambiado su postura, cuando en dos años y dos meses, se mantuvo al margen en varios asuntos entre poderes. Será que quiere ser candidato a gobernador de la alianza PAN-PRD.

Ahora le hace al radical.

Me parece, que no es un delito ni es malo, cuando un gobierno se endeuda, evidentemente, siempre que lo haga, con responsabilidad, cuando se informa que el dinero será para proyectos que tienen un impacto favorable para a la sociedad y cuando la deuda es manejable.

Informar es clave.

Como estará de contaminado el asunto del empréstito que algunos diputados de “oposición” han acusado “chantaje” (que nunca prueban) por parte del Secretario General de Gobierno Jaime Santoyo Castro. El responsable de la política interna lo niega categóricamente.

¿Quién miente?

La realidad, es que el tiempo apremia, la deuda estatal aumenta y que hasta antes de escribir este modesta entrega, el nuevo empréstito no avanzaba. Por lo pronto, el Ejecutivo estatal inició una gira de trabajo por Europas buscando inversión.

10 a 1 a que se aprueba.

Del archivo personal:

Los tres priistas con más posibilidades: Alejandro Tello, Adolfo Bonilla y Carlos Peña, en “pacto de caballeros” acuerdan respetar las reglas del juego que imponga su partido. En tanto, Pedro del León, -con dinero de quien sabe dónde- sigue mandando mensajes de texto diciendo que será el candidato y el próximo gobernador.

Es tan sólo una opinión.

(*) Periodista

Maestro en ciencia política

[email protected]

Etiquetas
Goldcorp

Noticias relacionadas

Top