Alza la voz obispo diocesano contra aspectos perjudiciales del FCZ 2016

CatedralZacatecas, Zac.-Mediante un comunicado de prensa, el obispo diocesano Sigifredo Noriega Barceló, expresó su punto de vista respecto a la celebración del Festival Cultural de Zacatecas, el cual, a su parecer, viene a afectar las celebraciones litúrgicas propias de la Semana Santa en la Catedral Basílica, además de que lastima con la contaminación acústica el emblemático recinto.

A su consideración, proponemos a nuestros lectores el texto íntegro.

“Los fieles cristianos peregrinan en el tiempo y son parte de la sociedad que evoluciona de acuerdo a la jerarquización de los valores sociales vigentes. La cultura de un pueblo es dinámica en su origen, desarrollo y manifestaciones. No hay duda que la religión es una expresión cultural de gran calado. No hay civilización que no tenga su alma en la religión y reciba de ella el espíritu que contribuye a fundamentar los valores que sostienen la convivencia humana y la paz social.

Vivimos un cambio de época donde los valores que sostenían el tejido social han cambiado. Hoy son otras las necesidades y las prioridades. El descanso, la fiesta pública, la pluralidad de visiones de la vida, la precariedad económica y religiosa que vivimos, provocan que busquemos aprovechar espacios y tiempos en cualquier oportunidad que se presenten. Así han nacido y nacen ferias, festivales, carnavales, competencias variadas como entretenimiento y como válvulas para bajar la presión social. Todas estas manifestaciones cobran un precio y tienen diversas consecuencias para todos.

Hace treinta años se organiza el Festival Cultural de Zacatecas en la Plaza de Armas de la ciudad capital y en otros espacios públicos. Las celebraciones litúrgicas de la Catedral Basílica han sido severamente afectadas por la contaminación acústica y por las limitaciones de paso de los feligreses que deben ser sometidos a revisión como si fueran potenciales delincuentes. Además, las vibraciones ocasionadas por los altísimos decibeles dañan irreversiblemente el edificio, emblema de la ciudad, testimonio de fe de nuestros padres y patrimonio probable para las generaciones futuras.

Por estas razones, con la aprobación unánime del Consejo Pastoral de Catedral y de los sacerdotes del Decanato de Santo Domingo, hemos decidido:

  1. Suspender las celebraciones litúrgicas vespertinas en la Catedral Basílica de Zacatecas del 19 de marzo al 2 de abril de 2016.
  2. Indicar oportunamente lugares y horarios para los fieles que busquen participar en celebraciones vespertinas durante los días de suspensión.
  3. Aplicar el mismo criterio siempre que haya eventos ‘ruidosos’ en la Plaza de Armas.

Esperamos, de esta manera, contribuir a una toma de conciencia responsable tanto de las autoridades correspondientes como de los fieles católicos”.

Hasta aquí el documento.

Etiquetas
https://www.facebook.com/SSP.Zac/?ref=ts&fref=ts

Noticias relacionadas

Top