Necesarias estrategias para disminuir estigma sobre los problemas de salud mental

En México uno de cada cuatro adultos, entre los 18 y los 65 años, ha padecido algún trastorno mental a lo largo de su vida.

Zacatecas, Zac.-A pesar de los avances científicos en el desarrollo de medidas que permiten la identificación oportuna y el tratamiento efectivo de muchos de los problemas de salud mental, en México solo una de cada cinco personas con algún trastorno mental recibe atención y esto ocurre años después de los primeros síntomas, cuando el trastorno es grave, resaltó Rebeca Robles García, del Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz”.

Lo anterior está asociado con los recursos destinados a la atención de la salud mental, a la que se le asigna el 2% del gasto total en salud, de este porcentaje el 80% se canaliza a las unidades de alta especialidad, mientras que una pequeña parte al primer y segundo nivel de atención en salud pública, que es a donde acude la mayoría de las personas con potenciales necesidades de atención a la salud mental, explicó la investigadora que fue reconocida con el Premio de Investigación de la Academia Mexicana de Ciencias 2015, en el área de humanidades.

Los trastornos mentales son considerados problemas de salud pública, por ello es necesario desarrollar herramientas y competencias de trabajo en salud mental, tal es el caso de instrumentos para la detección oportuna de los problemas más frecuentes en escenarios de atención saturados, además de guías de manejo basadas en evidencia científica, como la Guía de Intervención mhGAP para los trastornos mentales, neurológicos y por uso de sustancias en el nivel de atención de la salud no especializada de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En cuanto a la adaptación de diferentes escalas y clasificaciones para el estudio de las enfermedades mentales, se requiere como primer paso entender la relación de la cultura y del ambiente en la manifestación de los síntomas de los trastornos mentales en una población determinada, por ello no se trata solo de traducir de un idioma a otro, sino modificar la forma en que se abordan uno o varios de sus componentes, al tiempo que se respeta o conserva la esencia de la escala o clasificación.

La Clasificación Internacional de las Enfermedades (CIE) es un catálogo de la OMS que sirve como método de registro y monitoreo de las epidemias y amenazas a la salud de sus 194 países miembros. Dentro de este catálogo se encuentra un capítulo dedicado a los trastornos mentales y del comportamiento, en la actualidad la CIE, en su décima versión, se encuentra bajo proceso de revisión y actualización para generar la CIE-11; y parte del proyecto de investigación de la doctora Rebeca Robles, especialista en personalidad, psicopatología y afrontamiento de la adversidad, se centra en los estudios de campo para evaluar la utilidad clínica de las propuestas de modificación de esta escala en países de habla hispana.

Alfabetización en salud mental

“En México uno de cada cuatro adultos, entre los 18 y los 65 años, ha padecido algún trastorno mental a lo largo de su vida, y con esto un alto nivel de sufrimiento y discapacidad. En algunos casos, como en el de la esquizofrenia, por ejemplo, la esperanza de vida se reduce hasta en 10 años”.

En este sentido, la investigadora considera que el área de la salud mental está plagada de creencias personales que pueden derivar en recomendaciones sin beneficio, pero también en prejuicios e intervenciones dañinas, contrarias al objetivo de bienestar y desarrollo humano que comparten quienes se especializan en la salud mental.

Entonces, la alfabetización en salud mental, que se refiere al nivel de conocimiento y a las creencias acerca de los trastornos mentales que hacen posible su reconocimiento, manejo y prevención, puede ser considera como una de las estrategias para disminuir el estigma y la brecha de atención a los problemas de salud mental. “Si la población general y los profesionales de la salud cuentan con los conocimientos básicos sobre los síntomas y tratamientos efectivos de los problemas de salud mental, estarán en posibilidades de entenderlos como condiciones de salud que requieren de atención especializada, y no como castigos o asuntos que se pueden resolver con la voluntad”.

Doctora Rebeca Robles García, investigadora del Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz”, recibió el Premio de Investigación de la Academia Mexicana de Ciencias 2015 en el área de humanidades, en ceremonia realizada en la residencia oficial de Los Pinos. (Foto: cortesía doctora Rebeca Robles García.)

Doctora Rebeca Robles García, investigadora del Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz”, recibió el Premio de Investigación de la Academia Mexicana de Ciencias 2015 en el área de humanidades, en ceremonia realizada en la residencia oficial de Los Pinos. (Foto: cortesía doctora Rebeca Robles García.)

Etiquetas
Goldcorp

Noticias relacionadas

Top