Sigue la policía encabezando la lista de quejas ante la CDHEZ: Domínguez

Foto: Misael Camarillo / MIRADOR

Foto: Misael Camarillo / MIRADOR

Zacatecas, Zac.-De los expediente aperturados en la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Zacatecas (CDHEZ), más de 752 fueron quejas, 2 mil 314 fueron asesorías y 82 gestiones. Todo ello, con el objetivo de establecer de manera puntual seguimiento a las acciones y demandas que la sociedad solicita.
Así se manifestó María de la Luz Domínguez Campos, presidente de la CDHEZ, quien agregó que sigue la tendencia a la denuncia contra las diferentes corporaciones de la policía, así como las escuelas primarias, siendo las principales voces el ejercicio indebido de la función pública, detenciones arbitrarias, lesiones y la falta de seguridad jurídica.

Se ha hecho el llamado, aseveró, a los cuerpos de seguridad para que revisen su actuación, pues debe ser apegada a los derechos humanos y a la legalidad, de manera que los titulares deben sujetarse a esta indicación. Las policías deben contar con la confianza ciudadana, expuso.

Tienen como función primordial salvaguardar la vida y la integridad, además de la libertad y el patrimonio de los zacatecanos, de manera que deben cambiarle la cara a las instituciones a partir de la actividad cotidiana que realizan. Las capacitaciones no han sido suficientes, y hay que reforzarlas.

Hay que inculcarles el cumplimiento de la ley y de la legalidad, lo que se tiene que trabajar arduamente para tener cuerpos policiales confiables y que cumplan sus funciones a cabalidad.

Más de 50.4% son quejas presentadas ante la CDHEZ por mujeres, y se ve más participación de las féminas al acudir a la institución.

En el tema del sistema penitenciario, dijo, se ha señalado que es necesario y urgente que se le destinen mayores recursos para poder solventar los obstáculos y la problemática que hay al interior. Unas de ellas son la modificación de la infraestructura, la creación de la normatividad interna que regule las circunstancias de prevención de hechos violentos de todo tipo, y la alimentación de los internos. Además, es necesario atender el asunto de la tortura, lo que tiene que ver con el trato cruel e inhumano a los reos. También tienen que capacitarse a custodios e incrementar su número.

Han de realizarse diversas actividades con los internos, que abarcan aspectos deportivos, culturales y de capacitación laboral, para que puedan con posterioridad reintegrarse a la sociedad y que no vuelvan a delinquir. Con ello se combatirá el tema de la impunidad, que lesiona gravemente a la sociedad zacatecana.

Luego de haber rendido su primer informe de actividades al frente del organismo, la ombudsman señaló que para este segundo año de labores se trabajará en el posicionamiento de la comisión haciendo monitoreo de políticas públicas respecto a si se ejercen y qué nivel de cumplimiento de los derechos humanos se tienen.

Dentro de esos monitoreos se buscará conocer cuál es la percepción de la ciudadanía hacia los derechos humanos y el nivel de aceptación de la institución. Manifestó que, de cualquier forma, existe aceptación y confianza en el organismo en virtud del importante número de asesorías que se han brindado. La idea es ser interlocutores con las instancias locales y federales, ayudándole a la ciudadanía a realizar sus trámites. Otro tanto cabe mencionarse para los migrantes que pasan por territorio zacatecano.

Por otro lado, de los recursos que se han interpuesto ante la comisión Nacional de los Derechos Humanos se han desechado en su gran mayoría, lo que habla de que los expedientes que se han enviado de parte de la CDHEZ han estado integrados de manera adecuada.

Como organismo se le solicita de diversas instancias como Seguridad, Educación, Salud, la sociedad civil organizada y de diversos sectores para brindarles asesoría, además de capacitaciones, cursos y talleres. El objetivo es promover una cultura de los derechos humanos en Zacatecas y que se cumplan.

En otro tema, señaló que se ha promovido un nuevo concepto organizativo en la CDHEZ, el cual ha derivado en la creación del Centro de Estudios e Investigación de los Derechos Humanos, que estará vinculado con la academia pública y privada. Esta instancia incrementará de manera permanente las capacitaciones, dijo, y el objetivo es una formación en derechos humanos más allá de una simple plática.

Es importante también fortalecer las áreas y grupos en condición de vulnerabilidad que no pueden ejercer plenamente sus derechos, como el caso del sistema penitenciario, discapacitados, además de niños y mujeres.

Sostuvo que algunos servidores públicos no cumplen a cabalidad lo que establece la norma, por lo que no se ha realizado un cumplimiento de los derechos humanos. De igual forma, la ciudadanía debe conocer también a qué tiene derecho para que pueda exigirlo, mientras que el funcionario está obligado a respetar esos derechos. La tarea corresponde a todos los sectores de la sociedad, concluyó Domínguez Campos.

Etiquetas
http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/sinaval.jpg

Noticias relacionadas

Top