Debe incidir realmente la sociedad en la toma de decisiones: Sigifredo Noriega

Zacatecas, Zac.-Sigifredo Noriega Barceló, obispo de Zacatecas, manifestó durante su mensaje dominical a los medios de comunicación en Zacatecas, que a un año de haberse celebrado el primer matrimonio igualitario en la entidad, y ante el aumento de solicitudes en este sentido, que se trata de realidades nuevas que se viven en este tiempo.
Se trata de un tiempo de pluralismo en las creencias y en las ideas, lo mismo que en las formas de convivencia, y hay que estar abiertos. Lo que sí hay que recalcar, dijo que estas nuevas circunstancias vienen a darle un cambio drástico a lo que hacíamos, y expresó su “respeto total e irrestricto a cada persona, independientemente de su tendencia sexual”.

Sin embargo, dijo que son situaciones que vienen a cuestionar lo que fundamenta la familia, que inicia en el matrimonio hombre-mujer, que es un tratamiento abierto a la vida, de donde se ha generado la historia de la humanidad.

Así, esto viene a buscar una redefinición del matrimonio, lo cual hace pensar. Hay que revisar qué repercusiones pueda tener en esta sociedad plural, pero “nada puede suplir la esencia misma del matrimonio, donde se hace la familia, célula de la sociedad”.

No se sabe qué va a pasar, pero la familia ha perdurado miles de años, en la base de la relación hombre-mujer.

En cuanto a la ola de violencia que sigue presentándose en la actualidad, bajo la cual se encuentran cuatro policías de corporaciones municipales desaparecidos, sostuvo el prelado que “todo tipo de violencia es muy lamentable, y si ya se toca, en este caso, a los policías, a la autoridad que tenemos, es una señal de que se está avanzando en la violencia”.

Se trata de un problema social que tiene muchas causas y manifestaciones, agregó, y que la solución tiene que venir de la misma sociedad. Esta es una llamada de atención a tener cuidado, pues “esto va avanzando; ojalá ayudemos a las autoridades en sus planes y estrategias”.

En este sentido, dijo que ha estrategias de contención, de prevención y de profesionalización de las policías.

Por otro lado, ante el llamado del gobernador Alejandro Tello Cristerna de realizar acciones de unidad, expuso el obispo que apoya totalmente esta inquietud, pues “los problemas no se solucionan solos, y ninguna autoridad es totalmente poderosa como para decir que se haga por decreto la paz”.

“No hay otra salida, más que el trabajo en común, el trabajo en conjunto”, y tenemos que seguir aprendiendo de las situaciones que vivimos. “Me gusta esa idea a un año de las elecciones, que no solamente haya alianzas, sino proyectos, primeramente, que es lo que va a conjuntas posiciones e ideologías diferentes ante la realidad, incluso, soluciones”.

Es necesario buscar la unidad no únicamente con los partidos políticos, sino desde la misma ciudadanía, subrayó Noriega Barceló.

Respecto al despilfarro en gastos personales del presupuesto, por parte de los legisladores, aseveró que “quienes aprueban los presupuestos son los mismos legisladores; ¿quién pone un alto a eso? La ciudadanía es quien debe poner un alto a eso, advirtió, y yo creo que están las elecciones, las cuales deben ser a base de proyectos viable”.

Otras de las opciones ciudadanas es dar seguimiento a los temas, pues cuando pasan los comicios ni los que ganaron se acuerdan ni los que votaron se acuerdan. La democracia es dinámica y procesual, de manera que hay que buscan los mecanismos que hacen falta para avanzar.

Se ha avanzado en transparencia, por lo que ya estamos empezando a pedir cuentas, en la toma de conciencia, responsabilidad y corresponsabilidad. “En lo que todavía no se ha avanzado es en la incidencia real de la sociedad en la toma de decisiones, a cualquier nivel y ante cualquier tipo de autoridad, ya sea del Ejecutivo, Legislativo o Judicial. “Queda mucho camino por recorrer ahí”, concluyó.

Etiquetas
http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/sinaval.jpg

Noticias relacionadas

Top