No hay acuerdo en la UAZ; se van huelga de hambre

HUELGAFotos: Misael Camarillo / MIRADOR

Zacatecas, Zac.- La huelga de hambre anunciada durante la semana por parte de docentes cesados de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) inició este domingo minutos después de las 15 horas, exigiendo con ella que el rector Antonio Guzmán Hernández abra de nuevo una mesa de diálogo para buscar su reinstalación.

El líder de los huelguistas, Rolando Alvarado Flores, señaló que la intención es buscar un acuerdo con el rector sobre su inmediata reubicación en la Máxima Casa de Estudios, ya que, consideró, las condiciones en las que se dio su baja no reúnen los requerimientos legales.

De esta forma, los docentes iniciaron su protesta, estando presente el secretario general del Sindicato de Personal Académico de la Universidad Autónoma de Zacatecas, Pedro Martínez Arteaga, quien en  la semana hizo el llamado a instancias como el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) y a docentes de la Unidad Académica de Medicina Huma de la propia Universidad a mantenerse al tanto del desarrollo de la protesta.

Señalaron los huelguistas que el movimiento habrá de seguir hasta que se obtenga de las autoridades universitarias la mesa de trabajo señalada, luego de que el pasado viernes fracasaran las negociaciones con el rector.

Se mantiene la expectativa de parte de diversos sectores de la institución, ya que ambas partes se mantienen en sus posiciones, argumentando que el derecho les asiste.

RECTOR UAZ

Llama rector a acudir a cauces institucionales

El rector de la Universidad Autónoma de Zacatecas, Antonio Guzmán Fernández, señaló este domingo en conferencia de prensa respecto a la situación que se tiene con los docentes rescindidos, que comenzaron una huelga de hambre, a las 15 horas de este domingo, luego de no haberse alcanzado un acuerdo entre las partes, que en toda mesa de diálogo tiene que existir acercamiento de posturas, además de voluntad para solucionar las cosas, siendo que el viernes se tuvo un encuentro con la mediación del Sindicato de Personal Académico de la Universidad Autónoma de zacatecas (SPAUAZ), pero no se logró una conciliación.

Se tuvo una buena plática, pero en un determinado momento se llegó a un punto donde las posturas fueron encontradas, de manera que se detuvo la negociación.

El planteamiento que traía el rector estaba basado en tres puntos, establecer una mesa de negociación con el personal de tiempo determinado/hora determinada que por las características de su trabajo es un tiempo establecido claramente en su fijación contractual. Lo mismo para el personal de confianza, al cual se le encomiendan funciones de mucha confidencialidad y al que se le dio la misma atención, dijo.

Se fueron atendiendo en las mesas y en los intercambios de posturas iba saliendo la salida, y se estaban encontrando alternativas, pero se estancó la negociación en el planteamiento de los docentes cesados, los cuales dijeron que requerían la reinstalación en función de que se vayan abriendo plazas o en su defecto, se les volviera a rescindir.

El planteamiento del rector fue diferente, es decir, que ellos buscaran plazas laborales y en esa medida se reincorporarían, frente a grupo, y tendrían una tarea de docencia e investigación, reconociendo su antigüedad, ya que no tenía caso reinstalarlos y a los 15 días volver a rescindirlos por no haber carga de trabajo.

Enfatizó el rector que las funciones de los espacios corresponden a la administración central y no tienen que ver con una actividad sustantiva de la Universidad ni con docencia, investigación o extensión. Son espacios administrativos que se abren de manera semestral solamente.

No se le puede obligar a tener personal de confianza que va a cubrir las necesidades de administración, y reiteró que está abierto al diálogo por los cauces institucionales. Se tiene que dialogar, pero sin condiciones de fuerza, pues de lo contrario se inhabilita cualquier decisión del rector mismo.

Se deben generar las condiciones para atender el semestre que iniciará este lunes, aseveró, y la materia laboral disponible comienza a fluir estos días, donde ellos podrían ir tomando carga y solicitando materias para estar frente a grupo, en actividades de docencia.

Sin embargo, el hecho de arriesgar la salud con la huelga de hambre no genera condiciones para avanzar en el diálogo, aseveró.

Invitó a los manifestantes a seguir con el diálogo constructivo, y reiteró su postura de atenderlos de manera institucional.

Sostuvo que esta circunstancia será planteada con el Consejo de Administración, es decir, con los directores, además del mismo Consejo Universitario, y las decisiones que se vayan a tomar que sean colegiadas y avaladas por el máximo órgano de gobierno de la Universidad. Se busca que se esta manera se siga enfrentando la situación tan delicada que sigue manteniendo la UAZ.

Finalmente, aseguró respecto a la huelga de hambre que convocó a los docentes rescindidos a que se acudiera por ambas partes, Rectoría y maestros, por los cauces institucionales, ante instancias que tienen posibilidad de emitir un juicio, y que como institución se acataría lo que saliera de esas instancias.

Etiquetas
http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/sinaval.jpg

Noticias relacionadas

Top