Se ha desvirtuado la Alerta de Género desde las instituciones nacionales: Muñoz

MARAFoto: Misael Camarillo / MIRADOR

Zacatecas, Zac..- Mara Muñoz Galván, quien fuera directora del Centro de Justicia para las Mujeres, expuso que los crímenes machistas que se han registrado en la entidad son un llamado para la organización ciudadana, ya que en determinado momento la sociedad civil vio al Estado como único referente de incidencia para cambiar la realidad social.

“Hoy estamos revisando este concepto, porque sin duda nos encontramos con los limitantes de origen del Estado; su origen es patriarcal, su origen es clasista, y reproduce las desigualdades. Ante esta situación tenemos que generar formas de organización desde la sociedad civil, autogestivas, para procurar la defensa de nuestros derechos humanos y el bienestar de las mujeres y niñas”.

Por otra parte, dijo en el tema de la violencia reproductiva, lo mismo que ver el matrimonio como un destino, son otros estigmas que enfrentan las mujeres en la sociedad. “Muchas mujeres sufren violencia y acoso familiar por el hecho de decidir no ser madres o por no poder ser madres, y sin duda es una violencia que se encuentra invisibilizada, pues no se tienen estadísticas al respecto.

Eso nos habla que hacen falta estudios profundos de la forma en que estas estructuras de género se dan a la sociedad de manera vertical y contribuyen a tanta discriminación y desigualdad social”.

Por lo que toca a la Alerta de Violencia de Género, promovida para Zacatecas desde hace varios meses, dijo que se trata de un mecanismo anexado a la Ley General de Acceso a una Vida Libre de Violencia contra la Mujer, y pudo haber sido el inicio de una serie de acciones estatales para prevenir y erradicar la violencia de género, pero “este mecanismo se ha desvirtuado desde las instituciones nacionales, ya que los expertos que llevan a cabo los estudios en los estados muchas veces no cuentan con el perfil suficiente y el personal que trabaja desde la Secretaría de Gobernación en la Conavim no tiene la preparación suficiente o no es el necesario, lo que trae problemas en el proceso de aplicación, tanto de los estudios como de la emisión de recomendaciones, y posteriormente a la declaratoria de Alerta de Género.

No es la panacea contra la violencia hacia las mujeres, es una medida más, siempre y cuando se llegue a aplicar de manera estricta, consciente y con el conocimiento suficiente para entender que la violencia contra las mujeres es un tema estructural, que no se va a solucionar con paliativos, sino que requiere medidas de fondo que persigan las causas de esta violencia, que tiene su origen en temas económicos, políticos y sociales que producen estas desigualdades y permean todos los ámbitos de la vida”.

Etiquetas

Noticias relacionadas

Top