La educación debe ser dinámica, participativa e interactiva: Tapia Jurado

02 Conferencia Educación QuirúrgicaZacatecas, Zac.- En el marco de las 30 Jornadas Médicas y dentro de los festejos de los 50 años de fundación de la Unidad Académica de Medicina Humana de la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) el presidente de la Academia Mexicana de Cirugía, Jesús Tapia Jurado, impartió ante docentes y alumnos la Conferencia Magistral “Retos de la Educación Quirúrgica” la cual se llevó a cabo en el Palacio de Convenciones.

En su intervención Jesús Tapia Jurado explicó que los planes de estudio en la actualidad, se basan principalmente en influir en el saber, el hacer y el ser del estudiante de cirugía, es decir, fortalecer los conocimientos, las habilidades clínicas y quirúrgicas, así como las actitudes y valores éticos y morales que permitan la generación de un profesional competente y eficiente, para que de esta manera pueda tomar las mejores decisiones en beneficio de su paciente y ofrecer atención médica de calidad.

En este contexto el doctor Tapia Jurado aseveró que para mejorar el proceso educativo actual y para lograr formar profesionales íntegros de alto nivel que tengan conocimientos amplios, destrezas responsables quirúrgicas y un deseo de crecimiento personal constante, también se debe evaluar por igual a alumnos, docentes y programas educativos asegurando que el maestro es “insustituible”.

Asimismo el presidente de la Academia Mexicana de Cirugía dio a conocer que el maestro debe actuar como un “guía” considerando que la educación debe de ser dinámica, participativa e interactiva, enfocándose siempre en el alumno para facilitar su aprendizaje y aumentar su motivación por ir en la búsqueda de su propio conocimiento, haciendo referencia a las estrategias de enseñanza que aluden a  la teoría y la práctica.

Para Tapia Jurado en la parte de la estrategia de aprendizaje para la práctica, se debe insistir en la adquisición de habilidades quirúrgicas por medio de la simulación metodológica de entrenamiento, en un ambiente controlado antes de realizar el acto quirúrgico en el ser humano, libre de consecuencias adversas, lo anterior con el fin de mejorar en el alumno las competencias profesionales, de comunicación, coordinación y psicomotrices.

Al concluir el director de la Unidad Académica de Medicina Humana Vicente Ortega Cisneros, reconoció y agradeció al doctor Jesús Tapia Jurado por su profesionalismo por lo que le hizo entrega de un reconocimiento al conferencista magistral.

Etiquetas

Noticias relacionadas

Top