Plausible invitación de AMLO a Papa Francisco a participar en foros de paz: Obispo

Obispo de ZacatecasZacatecas, Zac.- El Obispo de Zacatecas, Monseñor Sigifredo Noriega Barceló calificó como plausible la invitación que hiciera el presidente electo Andrés Manuel López Obrador al Papa Francisco para participar en los Foros de Paz que ha organizado.

Señaló que esos foros son un deseo de paz y “todo mundo queremos eso para nuestro México, nadie merece vivir en esta zozobra en la que estamos viviendo a causa de la violencia y la inseguridad”.

Aseveró que aunque en la práctica el Papa ya no puede salir, sí puede apoyar, por lo que solamente es cuestión de que se presente la invitación formalmente a través de la Nunciatura, que son los procedimientos diplomáticos normales “y estoy seguro que el Papa va a decir claro, que para eso estamos”.

Agregó que “indirectamente nos va a echar la bronca a nosotros, va a decir que tiene a los Obispos en México, nosotros estamos en la mejor disposición de cooperar, todo lo que sea reconciliación, sabemos que eso no se puede dar si no es a través de una espiritualidad fuerte que te lleve al perdón y que te lleve a buscar la justicia, porque no puede haber reconciliación sin justicia y que tenga como fruto la paz.

Mencionó que por la inseguridad “estamos lastimados y heridos en lo más grande que tenemos, que es la vida y que es la familia, cuando esto toca a nuestras puertas nos toca muy de cerca, como en nuestro caso, nos toca ver sufrir y escuchar los lamentos de la gente y eso es lo más doloroso. Porque nadie merece ningún tipo de violencia, todos merecemos respeto de acuerdo a nuestra dignidad”.

“Y también lo otro que brota inmediatamente es la impotencia, porque hay muchas cosas que no están en nuestras manos, las propias autoridades no tienen todos los hilos y tampoco ellos lo van a solucionar solos, necesitamos hacer un trabajo en conjunto”, refirió.

Destacó que es un problema muy complejo no sólo de Zacatecas sino de todo México, porque una sola persona no lo puede solucionar, sino que se requiere la participación de la sociedad organizada; “a las autoridades les toca la contención, pero la prevención nos toca a todos y lo que sigue a después es la educación para la paz”.

Las leyes crean condiciones para una vida digna, pero también para una muerte digna

Por otra parte, el Obispo de Zacatecas señaló que la Ley de Voluntad Anticipada no tiene nada que ver con la eutanasia ni el suicido asistido. Confió en el trabajo que realiza el Comité de Bioética en este sentido.

Noriega Barceló consideró que en esta ley no prevalece la teología ni la ciencia, sino el sentido común, “se busca crear las condiciones para la terminación natural de la vida con dignidad, evitando los extremos, tanto la eutanasia que es el extremo de no te quiero ver sufrir, mejor te mato o mejor me quiero ir de este mundo a través del suicido asistido”.

También evitar el otro extremo, “el que la vida también tiene fecha de caducidad y ahí entra la ética, con el fin de usar medios adecuados. Qué bueno que se ha avanzado en la ciencia con la medicina paliativa, que es para aliviar el dolor aunque tenga consecuencias, no hay medicina que no tenga efectos secundarios”.

Participan 19 Diócesis en la Pastoral de Adolescentes

En otro orden de ideas, Monseñor Sigifredo Noriega informó que se llevó a cabo en Zacatecas la Pastoral de Adolescentes, que tuvo como fin “encontrarse, conocerse y seguir adelante en la misión que tiene el adolescente en la vida”.

Participaron representantes de 19 Diócesis como las de Ensenada, Mexicali, Hermosillo, Ciudad Obregón, hasta Tabasco, Zacatecas, Aguascalientes, SLP, Jalisco, Guanajuato y otras.

Consideró que “uno ve al adolescente nada más como una transición de la vida y más como problema. Nosotros queremos ver al adolescente como una propuesta de vida, creemos que en el adolescente hay muy buena visión y también mucha fortaleza, hay vida propia del adolescente pero también es un legado en el que se puede soñar más y donde se puede empezar a trabajar por realizar esos sueños”.

“Estoy maravillado por lo que he recibido de ellos, ordinariamente ni ellos se valoran, no, su entusiasmo, sus ganas de vivir, las broncas que tienen a su edad, cómo se acercan, como las resuelven, para mi es una lección de vida muy importante”, afirmó.

Finalmente mencionó que estas reflexiones como la fe en Dios y el disernimiento vocacional de los jóvenes serán abordados en el Sínodo de Jóvenes que se llevará a cabo en el mes de octubre con el Papa Francisco.

Etiquetas
http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/banner-largo2-1400x2501.png

Noticias relacionadas

Top