REFORMA A LOS ARTíCULOS 71, 72 Y 78 DE LA CONSTITUCIӓN

El Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Felipe Calderón Hinojosa, firmó el Decreto que reforma los artí­culos 71, 72 y 78 de nuestra Constitución Polí­tica.

Con esta reforma, se elimina el llamado “Veto de Bolsillo” que permití­a al Ejecutivo, ante la ausencia de plazos, omitir indefinidamente la publicación de un Proyecto de Decreto remitido por el Congreso de la Unión.

Durante la firma del Decreto, señaló que “el Constituyente Permanente, integrado por ambas Cámaras del Congreso de la Unión y la mayorí­a de las Cámaras de las entidades federativas, han decidido reformar, y qué bueno, esta figura constitucional.”

El Presidente Calderón comentó también que una vez firmada, “estará lista para publicarse en el Diario Oficial de la Federación, con lo cual entrará en plena vigencia esta reforma.”

Esta Reforma Constitucional modifica el plazo de 10 dí­as “útiles” para emitir observaciones, estableciendo ahora un periodo de 30 dí­as naturales para que el Ejecutivo Federal publique un Proyecto remitido por el Congreso, o bien para ejercer el veto. De no devolverse con observaciones, el Ejecutivo cuenta con un plazo de 10 dí­as para su publicación. Si ésta no ocurriese, el Presidente de la Cámara de origen estará facultado para ordenar su publicación en los 10 dí­as naturales siguientes.

Estos plazos no se interrumpirán aun cuando el Congreso se encuentre en perí­odo de receso, ya que se faculta a la Comisión Permanente para recibir tales observaciones.

Esta reforma constitucional no contiene un régimen transitorio respecto del tratamiento procesal de los decretos pendientes, por lo que buscando garantizar plena certidumbre jurí­dica, una vez publicados la mayor parte de los Proyectos del periodo pasado, se estima conveniente su inserción en nuestro sistema jurí­dico con esta fecha.

Así­, la Presidencia de la República refrenda su firme compromiso por fortalecer una permanente colaboración entre poderes mediante los mecanismos institucionales, particularmente, a través del  mejoramiento de nuestro proceso legislativo, garantizando la consolidación de nuestro régimen democrático.

*

*

Top
CLOSE
CLOSE