No me llevé nada del Cobaez: Mario Caballero

Zacatecas, Zac.- Mario Caballero Ramírez, ex director del Colegio de Bachilleres de Zacatecas (COBAEZ) afirmó categórico que él no se llevó nada del centro educativo, que son falsas las acusaciones que hay en su contra.

En entrevista con el periodista Francisco Elizondo, del programa A tiempo, manifestó que me parece muy aventurado que se haga una aseveración de esa naturaleza cuando no lo ha dicho una autoridad competente, es decir, “un juicio termina cuando hay un veredicto del juez”.

Dijo sentirse tranquilo porque “no tengo de qué avergonzarme, no me robé un centavo, no tomé nada que no correspondiera al ejercicio de mi función y para eso están las autoridades, para clarificarlo en su momento y a quien señale tal imputación pues qué lamentable porque las cosas en su momento tendrán qué clarificarse”.

Aseguró que “hice lo correcto al dar el brinco al sector público y no me arrepiento. Yo no tengo nada qué esconder ni de qué avergonzarme, ni me voy a ir de Zacatecas”.

Añadió que “mi familia es de Zacatecas y por esos señalamientos no nos vamos a detener ni nos vamos a sentir golpeados, por el contrario, sí para salir adelante y tomar impulso”.

Caballero Ramírez consideró que “el daño moral ya está hecho y es terrible, porque no se dan cuenta de los alcances que pudiera tener”, pero afirmó que “voy a seguir caminando por las calles de Zacatecas con la frente en alto”.

El ex periodista y ex director del Cobaez, comentó que sabe de la existencia de una revisión de la Auditoría Superior del Estado a su administración de la que dijo “me entero por los medios”.

Ante ello, mencionó que “yo estuve en la oficina del contador Raúl Brito, que nos recibió como siempre y fui a enterarme y a mostrar la disponibilidad e institucionalidad que de manera leal siempre le he tenido a este gobierno para que sea la autoridad competente la que deslinde responsabilidades”.

Aseveró que “el peculado, hablando de términos legales, yo como hombre respetuoso de la legalidad y de las instituciones, es un procedimiento largo y de concretarse una determinación de esta naturaleza, implicaría que yo jamás pude haber demostrado con los elementos correspondientes que no se cometió”.

Dijo que en el procedimiento que se puede llevar, “estamos en condiciones de darle a la autoridad competente, los elementos necesarios para que se aclare cualquier duda, comentario o circunstancia que la autoridad actual no esté en condiciones de aclarar, por las razones que se quieran generar, bien por negligencia, bien por falta voluntad, bien porque no exista la documentación, etc”.

Reiteró que “Estamos en condiciones de acceder con la ASE y bien con los diputados de todos los partidos políticos, porque al final del camino, ni tomé nada ni nos llevamos nada que no correspondiera con el ejercicio de nuestra responsabilidad, tan es así que el equipo que me acompañó hasta el último día siguen en sus cargos, la directora jurídica, la directora de recursos humanos”.

Comentó que “mucho se ha argumentado que se infló la nómina, pero yo te puedo decir que en el 2012 logramos una regularización de plazas docentes que fue aplicable en el 2013 y que tuvo costo financiero, por eso hay qué revisar el paripaso y hay qué preguntarle al secretario de finanzas si corresponde al que corresponde con el que mandó la federación. Él lo dijo en diciembre, Finanzas le debe 150 millones de pesos al Colegio de Bachilleres”.

Recordó que “cuando llegué en Agosto de 2012 encontré un pasivo al Issstezac de 20 millones de pesos. Después de dos años y medio al frente de nuestra institución nuestro pasivo se incrementó a 35 millones, hoy, a 9 meses de que ya no estoy, el pasivo se incrementó a 70 millones, eso ya no es mi responsabilidad”.

Señaló que “más allá de los pasivos, por el desfinanciamiento, intentamos no dejar de pagar a las instituciones sino que fuimos en la búsqueda de procesos de regularización, como en el caso del IMSS, no lo hicimos nosotros, la Junta de Gobierno autorizó la contratación de un despacho externo, que hizo este trabajo y se avanzó, de tal forma que es la primera institución educativa que regularizó sus cuotas obrero-patronales al IMSS”.

Sin embargo, dijo, “hoy no te puedo decir si ya lo pagaron o no, porque no lo se, pero el compromiso estaba hecho, desde el 2008, 2009, 2010, 2011 y 2012, fueron por ley los ejercicios que se regularizaron, en atención a la disponibilidad de recursos se liquidaron 2008 y 2012, pero quedaron pendientes 2009, 2010 y 2011, pero por lo que argumentaba el propio secretario de finanzas, que el adeudo que en el paripaso el estado no le aportaba el peso a peso que la federación aportaba al estado”.

Mario Caballero expresó también que “bajo ninguna circunstancia aceptaría como válido, es que nosotros beneficiamos a una serie de trabajadores por encima de otros”.

Y añadió que “si hay un sindicato combativo es el del Colegio de Bachilleres, si hay un sindicato que logró garantizar esfuerzos importantes en la consecución de resultados a favor de sus trabajadores es ese.

“Y bajo ninguna circunstancia –continuó- hicimos ningún movimiento de contratación de personal, de uno solo, de despido, que no fuera por la vía que corresponde a través de la Comisión Mixta, a la cual solamente el secretario general del sindicato y el director general de la institución, avalan el trabajo que los tres representantes por ambas partes tienen en esa comisión, de tal forma que no es una conducción ni unilateral ni unipersonal de toma de decisiones, ni financieras ni laboral ni de recursos humanos, todo pasa en acuerdos del sindicato a través de comisiones mixtas o para la autoridad por acuerdos de la junta directiva”.

Indicó que “se acusa a la administración que yo encabecé de contratar servicios de seguridad, pero no lo habríamos hecho sin autorización de la junta directiva en una sesión ex profeso en el año 2012, es decir, todo está perfectamente documentado”.

Respecto a auditorías anteriores, dijo que el Colegio de Bachilleres en la administración que le tocó encabezar “fue la primera en su tipo que de manera unilateral solicitó en mayo de 2013 a la Secretaría de la Función Pública, que viniera y audite el ejercicio 2012”.

Lo anterior “no porque tuviera dudas en mi conducción o del equipo de trabajo o porque nos hubiéramos llevado algún peso que no correspondía a nuestros emolumentos, simplemente porque hay procedimientos que muchas veces ni los más expertos por las leyes cambiantes que hay en nuestro país le entienden a los procedimientos. En recategorizaciones, en promociones, en contrataciones, son muchos los factores que ahí juegan”.

Caballero Ramírez comentó que “asumí la responsabilidad en Agosto de 2011, el primer acto de autoridad que tuve qué asumir después de tomar protesta, reconocer 53 plazas docentes titular C tiempo completo que había firmado el Secretario de Educación y Cultura, sin soporte presupuestal, de ahí me di a la tarea de hacer la gestión que me llevó un año, para lograr el reconocimiento no de una, porque al mes de diciembre de 2012, no había una sola plaza titular C tiempo completo reconocida por la federación, por lo tanto, con qué se pagaba”.

Y refirió que “cuando se logra este esfuerzo y ante el reconocimiento de la federación, a partir de enero de 2013 ya se pagan estas plazas, si hoy lo pagan con los accesorios o no, no te lo podría decir, pero me parece que no, por como se han incrementado los pasivos”.

También reconoció que “yo dejé un pasivo al Issstezac, se le debe si, yo lo dejé con una deuda de 30 millones de pesos y ahora es de 70, es decir, más del doble en nueve meses”.

Señaló que sí se le hicieron observaciones después de la entrega recepción, por lo que recibió la primera en enero de 2014, “en donde me dice que tengo tres días para responder a las observaciones que el 22 de enero le hizo llegar el actual titular. Atendiendo a este dictamen de carácter legal, el 29 de enero doy perfecta respuesta a estos documentos”.

Y mencionó que “hay una nueva queja que se genera porque no quedaron satisfechos, en marzo hay otra documentación similar en la que me dicen que hay dos o tres pendientes por resolver, en cinco días hábiles lo respondemos. En marzo, de acuerdo con la ley y verificado con los abogados son quince días hábiles para que si no hay otra observación se da sobreseído el asunto y expediente cerrado”.

Respecto a las observaciones de la ASE, indicó que “oficialmente acudí el viernes y como es el procedimiento de carácter legal, estas fueron hechas al ejercicio 2013, de las cuales se podrán desprender algunas en las que implique la responsabilidad de la administración que me tocó encabezar”.

Y refirió que “esperaría que la autoridad competente nos de cuenta para en el periodo legal correspondiente hacer los comentarios, las observaciones y responder lo que a nuestros intereses convengan.

Por todo ello, manifestó que “me parece aventurado y de mucho riesgo, imputar desfalco o peculado cuando alguna autoridad no lo ha dicho, porque es un procedimiento que lleva pasos que hay que ir cumpliendo de acuerdo con la ley”.

Finalmente expresó que “sigo confiando en las instituciones del país y de que las cosas tienen qué verse como son. Cuando una autoridad pudiera llegar a decir semejante cosa, entonces habría qué preocuparnos”.

http://187.174.173.99/

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE