FAMILIARES DE JORNALEROS DESAPARECIDOS PRESENTAN DENUNCIA ANTE LA PGJEZ

Foto: / MIRADOR

Zacatecas, Zac.- Luego de hacer pública la desaparición de cinco jornaleros originarios de la comunidad de Estancia de ínimas, perteneciente al municipio de Villa González Ortega, en un presunto operativo de la Policí­a Federal, familiares acudieron ante la Procuradurí­a General de Justicia del Estado de Zacatecas (PGJEZ) a interponer la formal denuncia por este hecho.

Al respecto, el procurador Arturo Nahle Garcí­a informó que se comenzó la investigación para ver qué fue del paradero de los jornaleros y ver si efectivamente la Policí­a Federal está involucrada.

“No sabemos si están detenidos, apenas vamos a iniciar las indagatorias”, señaló el fiscal del estado.

Por su parte, los familiares señalaron que la desaparición de los jóvenes trabajadores se dio desde el pasado siete de agosto y hasta el momento no tienen información oficial sobre dónde se puedan encontrar.

Alejandrina Muñoz Castañeda, madre de Ismael Rodrí­guez de 29 años de edad, relató que el pasado martes 7 de agosto al filo de las 3: 30 de la tarde  siete trabajadores fueron golpeados y “levantados” del campo en el que trabajaban en la limpia de ajo en el rancho propiedad de Juan Frausto,  ubicado a la salida de Villa Garcí­a.

Dijo que de acuerdo a testigos que laboraban en el lugar, un grupo de al menos 10 camionetas y un helicóptero identificados con logotipos y colores de la policí­a federal, se llevaron al grupo de jornaleros con el objetivo dijo de “investigarlos”, según le comentaron al patrón y dueño del ejido donde éstos trabajaban.

La  madre del joven refirió que fueron siete los trabajadores levantados, sin embargo dos fueron liberados en las inmediaciones del municipio de Pinos.

Aseguró que siempre estuvieron dedicados a las labores del campo en la comunidad referida, nunca estuvieron involucrados en actividades delictivas y que junto con familiares de los otros jóvenes, han acudido a diversas instancias de seguridad pública para conocer del paradero o situación legal de los hoy desaparecidos.

“No hemos  sabido nada, hemos ido a varias partes a preguntar, a la PGR y no nos quisieron dar información, igual  a Derechos Humanos y no han podido hacer ninguna queja, que porque no hay reporte de los federales. Es lo que no entendemos, si ellos fueron los que se los llevaron, también fuimos ya a la Ciudad de México a la SIEDO y no tuvimos ninguna información por lo mismo, de que no hubo reporte es lo que nos dicen siempre”.

Por su parte, Benjamí­n Delgado Mercado, padre de los hermanos Juan Carlos, Amado y Nectalí­ Delgado Rodrí­guez, relató que los dos trabajadores liberados cerca de Pinos aseguraron que los levantados fueron transportados en diferentes camionetas y que a estos últimos los liberaron luego de recibir una llamada de un superior jerárquico “que les decí­an que dejaran a esos dos, que no  serví­an para nada y que igual agarraban gente que tuviera culpa o no, que al cabo a ellos les pagaban 30 mil pesos por cada persona que agarraran”, esto al referirse al comando armado presuntamente miembros encapuchados de la Policí­a Federal.

Asimismo, explicó que de acuerdo con al menos 16 trabajadores de Estancia ínimas que se encontraban trabajando en el lugar, los vehí­culos tipo camioneta y el helicóptero eran de la Federal, ya que ese mismo dí­a se dio cuenta de un operativo registrado en el municipio de Pinos, en tanto, testigos de la cabecera municipal de Villa González Ortega y localidades aledañas vieron el traslado de los detenidos rumbo a la carretera con salida al vecino estado de San Luis Potosí­.

En su momento,  José Castillo Reyes padre de José Castillo Aguayo también desaparecido, narró lo que ha sido una travesí­a a lo largo de tres semanas de búsqueda de sus familiares en las instalaciones del SEMEFO de Zacatecas, Aguascalientes y San Luis Potosí­ sin que hasta el momento puedan localizar vivos o muertos  a sus hijos.

“Fuimos ya también con los jefes de los federales hospedados en hoteles de aquí­ de Zacatecas y nos dijeron que podí­an estar en México, o qué, qué tal si ya los habí­an soltado, pero eso es imposible porque nuestros hijos no se han comunicado con nosotros”.

Agregó que “nosotros les pedimos que nos dijeran la verdad, si los tienen vivos o si ya los habí­an acabado”, relató Castillo Reyes, campesino y originario de Estancia de ínimas quien junto con los padres de los otros cuatro jóvenes, fueron atendidos por personal de la SIEDO en la capital del paí­s, en donde les recomendaron hacer la denuncia correspondiente en Zacatecas, misma que refieren no ha sido aceptada en ninguna instancia del estado ni en las dependencias de seguridad federales destacamentadas  en la entidad.

Los padres de los hoy desaparecidos, hicieron un llamado a las autoridades estatales y federales para dar con el paradero de sus hijos y colaborar con ellos facilitándoles orientación e información acerca de la detención, que consideran un atropello en contra de gente inocente que se dedica a  trabajar.

También señalaron que han sido tratados de mala forma a las instancias oficiales a las que han recurrido, “somos pobres y tenemos todos los dí­as buscándolos y los gastos cómo los vamos a solventar, llamamos al gobernador que nos ayude porque estamos ya muy desesperados”, mencionó por último José Castillo Reyes.

Top