DEJA DOMíNGUEZ A LA UAZ CON GRAN BOQUETE FINANCIERO Y CRISIS ACADí‰MICA

STAFF / MIRADOR

Zacatecas, Zac.- El rector Francisco Javier Domí­nguez Garay, dejará a la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) con un gran boquete financiero y con una severa crisis académica, ya que presenta un déficit de cerca de 500 millones de pesos y varias Unidades Académicas perdieron su acreditación de calidad.

Lo anterior fue expuesto en conferencia de prensa por Sergio del Real Rodrí­guez, ex dirigente del Sindicato de Personal Académico de la UAZ (SPAUAZ) y Pedro Martí­nez Arteaga, profesor de la Unidad Académica de Medicina.

Asimismo, afirmaron que el proceso electoral no es confiable ya que es coordinado por Virgilio Rivera Delgadillo y tras él está el rector, además de que denunciaron que las boletas electorales están siendo elaboradas en una impresora a cargo de Rivera Delgadillo, lo que no garantiza que no se puedan manipular.

En un balance que hicieron respecto a la gestión de Domí­nguez Garay, los docentes universitarios mencionaron que para 2004 se tení­a un déficit de alrededor del 33 por ciento del subsidio federal y en 2008 se gestionaron recursos para que ese faltante llegara a favor de la universidad por lo que se logró llegar a un 75 por ciento y con un faltante de 25 por ciento.

Para 2012, subrayaron, es un faltante ya de alrededor de 34 por ciento, lo que demuestra que en la administración de Domí­nguez Garay no fue posible mantener e ir cerrando la brecha a favor de la universidad, sino al revés, volvió a caer en la crisis financiera.

Señalaron que todo esto “nos lleva a un desfinanciamiento por mala planeación, por mal crecimiento, por gastar en cosas no autorizadas alrededor de 460 millones de pesos, es decir que la nueva administración que llegue tendrá qué gestionar y luchar nuevamente porque la SEP, la Secretarí­a de Hacienda, el ISSSTE y demás le condonen una deuda de cerca de 500 millones de pesos.

Por lo anterior, aseguraron que hoy Francisco Javier Domí­nguez no deja una Universidad con viabilidad y confiable, por  el contrario, hay un gran retroceso.

De igual manera, denunciaron que “lo académico está trastocado de manera muy significativa sobre todo en los aspectos de capacidad y competitividad”.

A manera de ejemplo mencionaron que en la administración 2004-2008 se creció con profesores del perfil PROMEP en alrededor del 200 por ciento y con Domí­nguez eso fue nada comparable y muy poco significativo”.

Por lo tanto, afirmaron que “no hubo polí­tica académica seria de parte de este rectorado” ya que además, la matrí­cula de estudiantes en programas de calidad, decayó en este rectorado, por ejemplo en Medicina Humana, dejó de ser una escuela re-acreditada a partir del 8 de marzo de este año”.

Y denunció que precisamente, directores de las Unidades Académicas que perdieron esa acreditación están en la planilla que apoya Domí­nguez Garay, como en el caso de Medicina, Psicologí­a y Derecho, aunque eso el propio rector lo está negando.

Consideraron que “es tanta la desesperación de Domí­nguez que no les sorprenda que mañana a la usanza de los partidos polí­ticos, haya una perversión al interior de la universidad”, ya que hace 4 años las papeletas se imprimieron en talleres gráficos de la nación, estaban controladas y hoy las papeletas se hacen en una impresora a color a cargo de Virgilio Rivera en la Comisión Electoral”.

Por lo tanto, aseguraron que Virgilio Rivera de la mano del rector “pueden llevar a un despeñadero a la Universidad en lo financiero y en lo académico”.

Denunciaron además que Francisco Javier Domí­nguez Garay, en cuatro años aumentó la plantilla laboral de la Universidad, entre el STUAZ y el SPAUAZ, un total de 960 plazas, basificando “a puros amigos y conocidos, a eso se llama comprar votos”.

Por el contrario, a compañeros que tienen 10 o más años de antigí¼edad “se les violentan sus derechos, se les amenaza por pensar diferente”.

Finalmente afirmaron que Virgilio Rivera Delgadillo miente cuando afirma en medios de comunicación que todo está tranquilo, ya que el sábado hubo varios conflictos, especialmente en la lista nominal de electores.

Será este miércoles cuando la totalidad de los universitarios acudan a las urnas para elegir a sus nuevas autoridades, entre ellos el que será el nuevo rector de la máxima casa de estudios: Alfredo Salazar o Armando Silva, por lo que pidieron la intervención de los medios de comunicación “para que estén observando cómo se dan los procesos al interior de la Universidad.

*

*

Top
CLOSE
CLOSE