LAS CUOTAS DE GÉNERO PERSIGUEN FORTALECER LA EQUIDAD Y EVITAR LA EXCLUSIÓN DE LAS MUJERES

Zacatecas, Zac.-Las mujeres, durante siglos han vivido muchas y muy variadas formas de discriminación y exclusión en el mundo, y México no es la excepción, mencionó la Dra. Leticia Catalina Soto Acosta, Presidenta del Consejo General del Instituto Electoral del Estado de Zacatecas, durante la conferencia “La Participación de la Mujer en el Ámbito Social”, en el marco del II Simposium “El Papel de la Mujer Actual  como Formadora  de Personas y su Responsabilidad Social”, organizado por Club de Leones de Zacatecas y la Secretaría de la Mujer.

En su intervención, la Dra. Soto dijo que México ocupa un lamentable tercer lugar en América Latina por la trata de personas y de violencia contra las mujeres. Dijo además que en nuestro país el 46.2 por ciento de la población viven en extrema pobreza, y en su mayoría son mujeres.

Mencionó además que durante los últimos dos siglos, muchas mujeres que hoy llamamos feministas emprendieron en casi todo el mundo,  -y por supuesto en México-, una férrea contienda para alcanzar los llamados derechos humanos, entre los que se encuentran los derechos políticos;  y esto a pesar de haber sido duramente reprimidas, ultrajadas e incluso inmoladas.

Explicó la Consejera Presidenta del IEEZ que las Generaciones de los  Derechos Humanos son de carácter histórico y consideran su aparición o reconocimiento por parte del orden jurídico normativo de cada país.

Dijo que los derechos de Primera Generación se refieren a los derechos civiles y políticos, también denominados “libertades clásicas”. Fueron los primeros que exigió y formuló el pueblo en la Asamblea Nacional durante la Revolución francesa. Este primer grupo lo constituyen los reclamos que motivaron los principales movimientos revolucionarios en diversas partes del mundo a finales del siglo XVIII.

Los de  Segunda Generación  son los derechos que se refieren específicamente a derechos sociales y económicos, y en los cuales se plasman las aspiraciones y esperanzas de mujeres y hombres para mejorar sus condiciones de vida en lo social y en lo económico.

Señaló también que los derechos de Tercera Generación, por su desarrollo histórico-temporal, son los de más reciente creación, y su finalidad es brindar protección a la vida y a la dignidad,- en sincronía con los de segunda generación- pero desde la perspectiva de la pertenencia a un determinado pueblo; también conocidos como derechos de los pueblos.

La Dra. Soto Acosta también se refirió a la participación de las mujeres en la Política, a la presencia y representación en el ámbito público, en lo que la Organización de las Naciones Unidas ha señalado que “El objetivo de tener más mujeres en política no es tener menos hombres en política, sino una sociedad más equitativa para todos”.

En este sentido, el origen de las cuotas de género en México data de 1993, ya que en el Código Electoral Federal conminaba a los partidos políticos a promover una mayor participación de las mujeres. Esta primera intención se fortaleció con las posteriores reformas de los años de 1996, 2002 y 2007. Finalmente se introdujo una cuota de género obligatoria para todos los partidos políticos.

La Dra. Soto Acosta dijo que las cuotas de género persiguen fortalecer la equidad en la representación popular, evitando la exclusión de las mujeres en los órganos que se integran mediante elección, y asegurar que ningún género pueda rebasar la proporción para que, uno de ellos, -en este caso las mujeres- estemos subrepresentadas.

Concluyó señalando que recientemente se promulgó una reforma al artículo 41 Constitucional, en el que garantiza la paridad entre los géneros, en candidaturas a legisladores federales y locales. Queda pendiente introducir la paridad en las planillas de candidaturas para los ayuntamientos.

http://187.174.173.99/

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE