INDOLENCIA OFICIAL ANTE FEMINICIDIO EN NL

MUJERES1

MUJERES1

Asesinatos de mujeres se multiplican y prevalece la impunidad

Por: Anaiz Zamora Márquez

CIMAC.- En 12 años, los asesinatos de mujeres en Nuevo León se multiplicaron 22 veces, y hasta ahora no hay alguna acción de la autoridad para prevenir y castigar el feminicidio.  Académicas, activistas y legisladoras federales advierten que en años recientes Nuevo León (NL) ha sobresalido por ser una de las entidades con mayores índices de impunidad en los asesinatos de mujeres.

Con base en datos oficiales, en 2000 se registraron 6 casos de feminicidio y en 2012 la cifra se elevó a 132, es decir que los crímenes aumentaron 22 veces y la mayoría están impunes.

Y para colmo –señalan especialistas– los asesinatos no se investigan, no hay órdenes de protección contra víctimas de violencia, y han disminuido las certificaciones de defunción por parte de médicos legistas, lo que impide el esclarecimiento de los crímenes.

En su “Diagnóstico de la violencia feminicida en la República Mexicana”, la ex diputada federal Marcela Lagarde encontró que en general las procuradurías de Justicia estatales carecían de información precisa y desagregada por sexo, respecto a los asesinatos de mujeres en el periodo 2000-2005.

En el caso de NL, Lagarde detectó que de 2000 a 2004 fueron asesinadas 102 mujeres y niñas, 33 por ciento de estos casos ocurrieron en el hogar, y ninguna persona fue detenida, según cifras de la Procuraduría estatal.

Entre 2000 y 2005, en la entidad no existía una política pública contra la violencia de género, no había legislación, y sólo existía un refugio en toda la entidad para atender a las víctimas.

Ya desde 2003, la Encuesta Nacional de la Dinámica de las Relaciones de los Hogares evidenciaba que 28 mujeres de cada 100 en la entidad habían vivido algún incidente de violencia en su relación de pareja. En 2006, la misma encuesta arrojó que la cifra de mujeres que padeció violencia ascendió a 34 por cada 100.

En su momento, Marcela Lagarde recomendó a las autoridades estatales emprender acciones para procurar el bienestar de las mujeres, así como pleno acceso a sus derechos, y urgió a la Procuraduría a esclarecer los asesinatos que continuaban en la impunidad y evitar así que la ola de violencia se extendiera.

OÍDOS SORDOS

En 2007, el Congreso de NL aprobó la Ley Estatal de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Un año después quedó listo su reglamento.

No obstante, el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF) ha documentado un recrudecimiento de la violencia de género en el estado: de enero de 2007 a julio de 2008 hubo 42 homicidios de mujeres, y de enero de 2010 a junio de 2011 se registraron 152 asesinatos.

El OCNF reportó que la propia Procuraduría estatal reconoció que pese a que las mujeres acuden a denunciar la violencia intrafamiliar (que para 2011 ya sufrían 42 de cada 100 mujeres nuevoleonesas),  no se les otorgan las órdenes de protección por no “contar con un marco procesal necesario para el trámite”.

Asimismo, en el informe “Feminicidio en México, Aproximaciones, tendencias y cambios 1985-2009”, elaborado por la Cámara de Diputados, ONU-Mujeres y El Colegio de México, se asienta que en NL el número de defunciones certificadas por un médico legista disminuyó, lo que repercute en que no se esclarezcan los asesinatos.

En 2005, de 84.2 por ciento de certificaciones de defunción realizadas, la cifra bajó a 70.8 por ciento en 2009.

Igualmente, el OCNF ha denunciado que a raíz de la militarización emprendida en 2008 en el norte del país, las autoridades de NL se limitan a atribuir las muertes violentas de mujeres al crimen organizado, pero no realizan las investigaciones que sustenten tal hipótesis, y por tanto la mayoría de los crímenes quedan impunes.

Para la organización, la “estrategia contra el crimen organizado” no explica por sí sola el recrudecimiento de la violencia de género en el estado, si bien ese factor disparó el riesgo de mortalidad femenina en 400 por ciento en el norte del país –a decir de expertos de la UNAM–, e incidió en la desaparición entre 2010 y 2011 de más de 400 niñas y jóvenes en NL.

La Procuraduría estatal reporta que el 52 por ciento de los asesinatos de mujeres corresponde a crímenes de la delincuencia organizada. Del total de estos casos el número de consignados apenas asciende a 30 por ciento. Del resto de asesinatos no especifica las causas ni el número de procesados.

Tal grado de impunidad llevó a grupos civiles a solicitar en 2009 la Alerta de Violencia de Género para el estado ante el Instituto Nacional de las Mujeres, pero fue negada.

El pasado 8 de marzo Día Internacional de la Mujer, el gobernador Rodrigo Medina presentó una iniciativa para tipificar el delito de feminicidio y sancionarlo con penas de 25 a 50 años de prisión, sin embargo se mantiene en la “congeladora”, junto con otras propuestas en el mismo sentido presentadas por el PRD y la sociedad civil.

Top