Desde 2014 han sido agredidas 17 periodistas veracruzanas

Anabel Flores Salazar | Imagen retomada de la red social Twitter

Anabel Flores Salazar | Imagen retomada de la red social Twitter

Por: la Redacción

Cimacnoticias | México, DF.- El secuestro de la periodista veracruzana, Anabel Flores Salazar, se suma a la ola de impunidad y el incremento de agresiones y asesinatos contra periodistas en la gestión del gobernador veracruzano, Javier Duarte.

Uno de los casos más emblemáticos y aún impunes es el de Regina Martínez, corresponsal del semanario Proceso en Veracruz, ultimada en su casa el 28 de abril de 2012, en Xalapa, capital del estado.

Conocido por su repudio a la prensa, el mandatario local también carga con la impunidad en el asesinato de la reportera Yolanda Ordaz, del periódico Notiver, el 26 de julio de 2011.

Veracruz es así en la entidad más peligrosa para el periodismo; en 2014 hubo 41 ataques contra la prensa. El programa de Libertad de Expresión de Comunicación e Información de la Mujer (CIMAC) reportó que las periodistas en ese estado son violentadas por las autoridades, y que desde hace 14 años la violencia contra ellas se incrementó.

Si bien de 2002 a 2009 sólo se registró un caso de violencia contra una periodista, la cifra creció en 2012 al documentarse ocho casos. En 2014 fueron 16.

Para agravar aún más la violenta realidad que afronta el gremio periodístico en Veracruz, Anabel Flores Salazar, reportera de la fuente policiaca y quien labora en medios como El Sol de Orizaba y el Buen Tono, fue sacada por la fuerza de su domicilio en el municipio de Mariano Escobedo, conurbado a la central ciudad de Orizaba.

Horas después de los hechos, la Fiscalía General del Estado (FGE) criminalizó a la informadora al señalar sus presuntos vínculos con personajes de la delincuencia organizada en la entidad. En un boletín informó que ya investiga la desaparición de Anabel Flores Salazar. Abundó que a las 02:00 horas de hoy, la reportera fue sustraída de su domicilio por gente armada que llegó directamente a buscarla hasta ubicarla en una de las habitaciones, según los primeros testimonios recabados.

Esta mañana –prosiguió la FGE– se interpuso la denuncia que dio origen a la Carpeta de Investigación 211/2016, en la que “se agotan todas las líneas y se indagan todos los probables vínculos de la reportera, como el del 30 de agosto de 2014 en Acultzingo, cuando se encontraba en compañía de Víctor Osorio Santacruz, alías ‘El Pantera’, que fue detenido en ese momento por elementos del Ejército por sus probables nexos con un grupo de la delincuencia organizada”.

El titular de la FGE, Luis Ángel Bravo Contreras, instruyó la activación inmediata de todos los protocolos especializados contenidos en el convenio firmado con el Mecanismo Federal de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

En tanto, en breve entrevista, el titular de la Comisión Estatal de Protección a Periodistas, Jorge Morales, señaló: “Nos comentaron que era (sic) reportera incisiva y daba información sobre la delincuencia organizada, (y que) laboraba en varios periódicos en la zona centro”.

 

Etiquetas
http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/sinaval.jpg

Noticias relacionadas

Top