Favorable escenario económico para México en los próximos años: Paul Krugman

cyd-300315-portada-gZacatecas, Zac.-Aunque los especialistas aún no tienen una idea total sobre qué es lo que hace a unos países más exitosos que a otros, un elemento que se ha visto sobre esta condición de  prosperidad económica está correlacionado con tener un buen nivel educativo, con grandes inversiones en educación básica, afirmó Paul Krugman, Premio Nobel de Economía en el 2008.

Agregó que la reducción de la desigualdad también debe ir en paralelo con esta medida, pero advirtió sobre estar conscientes de que será una inversión a largo plazo, con efectos graduales y progresivos porque para que sea realmente redituable hay que esperar a que la gente beneficiada se integre a la economía.

El economista, divulgador y periodista estadounidense consideró que es importante tomar en cuenta estos factores pues aún cuando la situación económica en México no es tan “mala”, tampoco ha generado el despegue que se esperaba tras la liberalización del país hace treinta años y la serie de reformas que se implementaron desde entonces.

Respecto a sus perspectivas para la industria mexicana en la economía global, Krugman comentó que el escenario para nuestro país como centro de manufactura es favorable a pesar de que en los últimos siete años se ha visto un retroceso a nivel mundial.

“Estamos hablando de una economía global que es receptiva a cadenas de suministro relativamente más cortas y la economía mexicana definitivamente ha demostrado su capacidad de infraestructura para la exportación. Las reformas en política también contribuyen, sé que ha habido una serie de ellas en México, las cuales me declaro incompetente para juzgarlas, pero mis amigos del FMI (Fondo Monetario Internacional) piensan que son importantes y que acelerarán el crecimiento de México en 1% lo cual sería muy grande”.

En cierto sentido, añadió, México había estado en el lugar y en el momento incorrecto en el pasado, pero ya no, ahora las corrientes del comercio global están cambiando hacia una producción local, a lo que se añade que la mano de obra asiática ya no es tan barata. China ha aumentado sus salarios de manera importante y aunque en India la mano de producción es más  económica todavía tiene problemas grandes de infraestructura, de modo que el entorno competitivo ha cambiado mucho, en opinión de Krugman.

De ahí que el Premio Nobel en Economía haya considerado que, como centro de manufactura, nuestro país ahora parece un excelente lugar, es una fuente de bajo costo para muchos productos y mercancías a Estados Unidos, lo cual representa un contexto favorable.

Recomienda no adquirir deuda con moneda extranjera

Aunque se declaró inexperto en el sector de inversiones de nuestro país, el también columnista del New York Times evaluó que debido a que México aún tiene una infraestructura deficiente  – por ejemplo, las redes de transporte y comunicaciones, o no son tan buenas como deberían de ser- se justificaría incurrir en una deuda ahora.

“Si una compañía está pensando en hacer inversiones y le ofrecen la oportunidad de tomar prestado fondos a bajo costo, y además tiene inversiones productivas debería, bajo este escenario, hacerlo, sin embargo tendría que tener cuidado en lo que respecta a los riesgos de la deuda que de manera contundente se derivan de la deuda en divisa extranjera. Si ustedes se fijan en las crisis financieras que hemos tenido en varios países en los últimos años verán que ninguna nación que se endeude con su propia moneda ha tenido una crisis de deuda a pesar de las muchas advertencias que le han hecho.”

De manera general, hizo notar a la audiencia reunida con motivo de la conferencia magistral que ofreció en el marco de la entrega del XVI Premio Nacional de Tecnología e Innovación, el pasado 27 de marzo, que todos aquellos países que se endeudan en su propia divisa han estado bien, incluso Japón en donde la deuda pública es 200% de su Producto Interno Bruto, ha tenido déficits por décadas y no ha tenido problemas en absoluto; dicho país tiene niveles de deuda inconcebibles y aún así puede endeudarse a diez años con el 0.3 %, afirmó.

El actual profesor de economía y asuntos internacionales en la Universidad de Princeton recordó que la historia en América Latina ha tenido qué endeudarse mucho, tomando dinero de los países avanzados, sobre todo en divisas extranjeras, de tal suerte que países como México, Brasil, Indonesia o Tailandia estaban incurriendo en mucha deuda en dólares y esto los hizo vulnerables cada vez en el orden económico y llevó a estas naciones a diferentes crisis en la década de 1990.

Sin embargo, reconoció que después de ese periodo hubo un gran cambio en el comportamiento, México comenzó a incurrir en déficits mucho menores, tomaba menos dinero prestado en dólares, los mercados asiáticos comenzaron a tener incluso superávits y a fortalecer sus arcas en términos de divisas, lo cual significa que esas crisis del viejo estilo ya no eran algo de lo que había que preocuparse. De tal manera que ya para el 2007, los mercados emergentes en general se habían apartado de la ruta histórica que habían seguido.

Paul Krugman recomendó que los países deben ser muy cuidadosos en lo que respecta a exponerse a deudas con moneda extrajera y aseguró que México tiene la capacidad en este momento de endeudarse en su propia divisa.

“Antes se hablaba de la aparente incapacidad de los países latinoamericanos en el sentido de vender bonos en su propia moneda, pero hoy vemos que eso no es cierto (…) Si hay buenas inversiones para infraestructura, endeudarse para pagar cosas buenas que tengan un impacto a largo plazo no es irresponsable, de hecho eso es responsable y es lo que hay que hacer”.

Paul Krugman fue laureado con el Premio Nobel de Economía 2008 por su análisis de los patrones de comercio y la localización de la actividad económica.

(Foto: Elizabeth Ruiz Jaimes/AMC.)

Etiquetas
http://issstezac.gob.mx/boliche/

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE