Pide DMA verificación permanente a aerolíneas

DSC_8731

Debido al sinnúmero de problemas que aquejan a los usuarios de las aerolíneas mexicanas, el Senador de la República David Monreal Ávila, hizo un exhorto a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para que en coordinación con la Procuraduría Federal del Consumidor, realicen operativos permanentes de verificación en todos los aeropuertos del país con el objetivo de supervisar el correcto funcionamiento en el servicio que prestan las aerolíneas a los pasajeros, y en caso contrario, se proceda a la sanciones correspondientes.

A través de un punto de acuerdo, el legislador federal explicó que el medio de transporte por la vía aérea ha crecido exponencialmente, en México en el año 2000 la cifra de personas que utilizaron dicho medio de transporte fueron 17 millones 599, 785 pasajeros, doce años más tarde, en el año 2012, la cifra llegó a los 27 millones 171,485 de viajeros.

Sin embargo, dijo, los problemas que aquejan a los usuarios de las aerolíneas no han disminuido, sino al contrario pareciera que van en aumento, entre los más constantes encontramos retrasos y en el peor de los casos cancelación de los vuelos.

Dicha práctica es recurrente en la mayoría de los aeropuertos del país provocando que los consumidores pierdan citas, reuniones o negocios importantes que perjudican la vida personal y profesional del usuario.

En torno a la puntualidad y demoras, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes refieren que: “El índice de puntualidad de las aerolíneas se mide en base a las demoras que son atribuibles a la aerolínea, no del total de demoras. Las demoras que no son atribuibles a las aerolíneas pueden ser por diferentes motivos cómo: condiciones meteorológicas, seguridad operacional-aeroportuaria, sistemas de navegación, suministro de turbosina, entre otros.”

Es importante destacar la problemática que acarrea dicha práctica, ya que a pesar del disgusto que les hacen pasar al o los usuarios de no poder volar como así lo deseaban, una gran cantidad de pasajeros se puede quedar varados en una localidad e incluso en un país que no es el suyo; aunado a que esto difícilmente se resolvería con alguna cuestión económica.

Por lo tanto, nos encontramos con las dos caras de un mismo problema; por un lado, la tolerancia de dicha práctica y por otro lado el negarle a un usuario volar el día y la hora en que lo tenía programado.

No obstante, para que a los usurarios les reparen de alguna forma el daño, deben pasar por varios procedimientos burocráticos y tortuosos y esto es el reflejo de la nula aplicación de la legislación en la materia. Es decir, la falta de regulación realmente aplicable, aunada a una nula competencia en las aerolíneas, ha ocasionado un deterioro importante en la atención y servicio.

Por citar sólo un ejemplo, Aeroméxico ha iniciado a monopolizar muchas de las rutas que cubría la  extinta Mexicana de Aviación, lo que se reflejan en retraso constante y suspensión injustificada de vuelos, aumento abusivo de precios, sobreventa de boletos y trato ofensivo a los usuarios.

Por tal razón, es prudente que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en coordinación con la Procuraduría Federal del Consumidor, realicen operativos permanentes de verificación en todos los aeropuertos del país con el objetivo de supervisar el servicio que prestan las aerolíneas a los pasajeros, y en su caso se proceda a la sanción correspondiente.

Asimismo es necesario solicitarle a la Dirección General de Aeronáutica Civil mantenga una estricta vigilancia permanente sobre las medidas de seguridad, mantenimiento correctivo y preventivo que realizan las Aerolíneas a sus aeronaves y asimismo, a que rindan un informe detallado a esta Soberanía, sobre las condiciones del servicio que brindan las Aerolíneas en cuanto a mantenimiento de equipos y seguridad de los usuarios, finalizó.

http://www.periodicomirador.com/contenidos/sam-pro-images/sinaval.jpg

Noticias relacionadas

Top