REGRESÓ LA MARINA!

 Código Político

Por Juan Gómez
Zacatecas, Zac.- La semana pasada la Marina Armada de México llegó al municipio de Fresnillo para reforzar las operaciones de combate a la delincuencia organizada, acontecimiento que forma parte de un proceso de militarización en esa zona que ha estado bajo el control de uno de los cárteles de la droga, de acuerdo a información dada a conocer de manera reiterada por la Procuraduría de Justicia del Estado.
La llegada de la Marina se suma a la presencia del batallón militar de la Secretaría de la Defensa Nacional acantonado en Fresnillo,  a las corporaciones federales, estatales y municipales, que no han podido frenar la ola de hechos delictivos y asesinatos, secuestros que se han generado en Zacatecas.
El tema de la seguridad o inseguridad lamentablemente no es nuevo en tierras zacatecanas. En las postrimerías del sexenio perredista de Amalia García Medina, se incrementó de manera importante la presión de la delincuencia organizada por el control de la plaza, lo que generó hechos de impacto en una sociedad que había tenido un largo período de tranquilidad.
La llegada de la base de la Marina Armada de México  a Fresnillo, Zacatecas, tiene también por consecuencia y derivación otras interpretaciones, acorde al escenario que hoy vive la entidad pero también, a la eficacia gubernamental en el combate a la delincuencia cuyo crecimiento ha sido constante en los últimos años.
En el último tercio de la administración gubernamental de Amalia García Medina la presencia de células del crimen organizado actuaron bajo un alarde de presencia numérica y de organización. En aquel momento se registraron varios acontecimientos que cimbraron la tranquilidad de los zacatecanos, pero básicamente existen dos que marcaron al sexenio perredista:
 El asesinato de siete uniformados (seis policías municipales y un agente de Tránsito) que fueron abatidos durante el traslado de tres secuestradores de la cárcel distrital de Tlaltenango al Centro de Rehabilitación Social (Cereso) de Cieneguillas, cuando en la entrada Norte al municipio de Jerez, fueron atacados por un comando fuertemente armado en diciembre de 2007.
Otro de los hechos de alto impacto fue sin duda el rescate de 53  reos (38 del fuero federal y 15 del fuero común) en tan solo 35 minutos y sin hacer un solo disparo, que hicieran presuntamente integrantes de Los “Zetas” el 17 de mayo de  2009, lo que sin duda mostró las debilidades del sistema de seguridad en el estado y la fragilidad gubernamental generada por el avance de la delincuencia organizada en Zacatecas.
El tema de la seguridad fue abordado durante el proceso electoral 2010 pero era el discurso obligado por los aspirantes a suceder a Amalia García Medina en el gobierno del estado de Zacatecas.
Cabe recordar que el entonces candidato por la alianza PRI, Verde y Nueva Alianza, Miguel Alonso Reyes, en su discurso de cierre de campaña en la Monumental Plaza de Toros Zacatecas señaló lo siguiente:
“Lo más importante que nos preocupa y nos lleva a la reflexión es el tema de la seguridad pública. Me voy a empeñar de manera decidida a que trabajemos para rescatar la paz y la tranquilidad de Zacatecas. México exige que los hombres y mujeres estén bien”.
En su tercer informe de gobierno el pasado 8 de septiembre de 2013 el gobernador Miguel Alonso Reyes dio a conocer lo que hasta ese momento su administración había invertido en seguridad:
“A la fecha hemos invertido más de tres mil millones de pesos en seguridad pública y procuración de justicia, por lo que ahora se cuenta con una infraestructura regional en materia de seguridad que no tiene precedentes en el país. Este es el sexenio de la mayor inversión en infraestructura para la seguridad”.
Sin embargo el regreso de los elementos de la Secretaría de Marina (Semar) es una muestra clave de los índices de inseguridad que mantiene El Mineral, y que en los últimos meses se ha recrudecido, motivo por el cual en reiteradas ocasiones se demandó la presencia de este grupo de fuerzas armadas federales.
Ciertamente en la administración de Alonso Reyes se ha invertido de una manera sin precedente en los gobiernos estatales en seguridad pública, pero pese a ello, Zacatecas ha sido boletinado principalmente por el gobierno de los Estados Unidos en reiteradas ocasiones, como una de las entidades de alto riego para sus connacionales. La semana pasada, por ejemplo, el gobierno norteamericano publicó una alerta en la que advierte de los riesgos que existen para viajar a México y concretamente a 13 entidades del país entre las que se encuentra Zacatecas.
Asimismo el diario La Jornada Zacatecas publicó que “también las autoridades españolas alertan, a través de la página de Internet del Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación, que Zacatecas constituye una “zona de riesgo medio” y equiparan al estado con ciudades como Monterrey, Coahuila, Satillo, Hermosillo, Tijuana, Torreón y Durango, así como con carreteras de la costa entre Colima y Michoacán”. (http://www.ljz.mx/2014/01/15/0147-alerta_gobierno.html#sthash.ZEyEoGVZ.dpuf)
En este contexto el comandante de la base militar de la Marina Armada de México que encabezó la llegada de los elementos de la Semar el lunes 20 de enero al gimnasio de Fresnillo, dejó en claro que no vienen a pasear sino a trabajar duro, día y noche, sin importar el horario para recibir y atender las denuncias de la ciudadanía.
También señaló el jefe militar de la Marina que llegaron a Fresnillo para proteger a la población civil que es la que más sufre la actual situación y también a los empresarios de la región.
“Estamos en toda la disposición de apoyar a los ciudadanos, a los empresarios, a cualquier autoridad que requiera apoyo y trabajar en conjunto. Siempre vamos a trabajar en apego a la ley, en apego a los derechos humanos”, precisó.
Agregó lo siguiente:
“Venimos a una misión específica, apoyar a todos ustedes, principalmente gentes civiles (sic), que son las que más sufren, la que más tienen ese anhelo de que estemos aquí; empresarios, de igual manera. Tenga la confianza de que la Secretaría Armada de México va a trabajar, a la hora que sea, no importa, estamos acostumbrados, a cualquier horario que ustedes lleguen. Atenderemos todas y cada una de ellas”.
Este año Zacatecas conmemora el Centenario de la Batalla de Zacatecas, en un escenario en el que cada vez observamos una mayor presencia de las fuerzas armadas del país, y un creciente número de elementos policiacos estatales.
¿Será un atisbo de que la seguridad pende de un hilo tan delgado que es necesario tomar precauciones antes de su desborde?
Esperemos que sea tiempo de pacificar al estado y de generar condiciones de desarrollo, de un crecimiento armónico por el bien de todas las familias.
Al tiempo.

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE