La evolución de las contralorías en los municipios es letra muerta: Karina Pérez

Zacatecas, Zac.- “Nosotros no representamos los intereses del presidente municipal, nosotros representamos los intereses de la gente de nuestros municipios y si bien se trata de llevar esto con cordialidad y de manera institucional, no nos podemos estar peleando con el presidente porque al final, los que la llevan son los ciudadanos”

Afirmó Karina Pérez Flores excontralora de la administración del actual presidente municipal de Sombrerete, Manuel Alan Murillo Murillo, durante su participación en el foro denominado “Realidad actual de las contralorías municipales, hacia una legislación en el México de hoy”  realizado en la LXIII Legislatura del Estado.

Durante su participación, con el tema “Vulnerabilidad en la toma de decisiones de  los Contralores”, la excontralora, quien fue removida de su cargo el mes pasado, compartió con los asistentes a dicho foro, la historia y cómo ha evolucionado el funcionamiento de las contralorías a lo largo de 37 años a la fecha.

Afirmó que “muchos actores de la administración, sobre todo a nivel municipio, ven a los órganos internos de control, no como un área para apalancar el desarrollo y éxito de una excelente administración, sino todo lo contrario”.

Al Contralor, comentó, se le ve como un enemigo acérrimo “nos mantienen relegados, echados a un lado, pero sobre todo hostigados, de forma tal, que en muchos municipios no se tiene el apoyo del presidente municipal para contar con los elementos mínimos que nos marca la Ley Orgánica del Municipio, para poder cumplir con las obligaciones contempladas en el marco jurídico de la nueva Ley de Responsabilidades Administrativas”.

En la evolución de las contralorías municipales, aunque positiva, indicó, en el nivel municipal ha quedado como letra muerta por estar los contralores anclados al organigrama del municipio.

Una situación que limita su desempeño es que los contralores deben focalizar su trabajo en que los presidentes municipales destinen el presupuesto en obras que beneficien a los habitantes, como lo referente a servicios básicos y no para que paguen despidos injustificados y ejemplificó al señalar que el presidente de Sombrerete despidió a 150 trabajadores y contrató a 200.

En el caso de nepotismo en la actual administración del presidente municipal de Sombrerete recordó: “cuando a mí me eligieron, también eligieron a un director de Desarrollo Social, a la titular de la Tesorería Municipal, al de Obras Públicas, al Secretario del Ayuntamiento y la Contralora; ahí eligieron al concuño del presidente municipal, como director de desarrollo social y a su concuña como tesorera municipal, a mí me utilizaron, pues para no ser tan observado, señaló que no se noten tanto que al cabo ahí va Karina, no se ve tan mal que los otros también vayan”.

Por otra parte, refirió que como mujer le ha costado mucho escalar posiciones y aprovechó para hablar por las contraloras municipales “me llena de orgullo y lo hago con mucha satisfacción porque aparte, somos víctimas de acoso, de hostigamiento laboral, porque como nos ven más débiles, pero ya no más, ya lo vivimos en otra etapa y esto ya está cambiando poco a poco. Por las nuevas generaciones tenemos que ir nosotros dejando ese legado…  yo lo único que le puedo dejar a mi hija, es el ejemplo”.

Para finalizar, expresó que para recuperar la credibilidad en la política y en los políticos, “lo único que se debe hacer es lo correcto y haciendo lo que nos toca, cada uno desde su trinchera, para que México, para que Zacatecas y para que cada uno de sus municipios logre salir de este atolladero, de este cúmulo de mañas arraigadas desde hace muchos años, que no va a ser fácil desterrar, pero que alguien tiene que empezar y ojalá que en cada uno de sus municipios y los que empiecen, sean ustedes”.

Etiquetas

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE