Especialista de la UNAM presentó investigación sobre la molecularización de la biología y la medicina

Zacatecas, Zac. -Como parte del programa del ciclo de conferencias del ciclo de seminarios del cuerpo académico “Biología evolutiva e Interacciones Bióticas, UAZ-CA-234” integrado por los docentes universitarios Melina del Real Monroy, Elizabeth A. Martínez Salazar, Lenin Sánchez Calderón y Rogelio Rosas Valdez, se presentó virtualmente la conferencia “La molecularización de la biología y la medicina en la segunda mitad del siglo veinte”.

Esta charla fue impartida por la docente investigadora de la Facultad de Ciencias de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Edna Suárez-Díaz, quien es miembro del Sistema Nacional de Investigadores (SNI-nivel 3). Fue Research Fellow en el Max Planck Institute for the History of Science en Berlín, Alemania (2005 y 2008), y ha realizado diversas estancias académicas en la Universidad de Harvard, la Universidad de California Irvine, y la Universidad del Rühr en Bochum, Alemania.

Asimismo, es especialista en la historia y la epistemología histórica de las ciencias de la vida en la segunda mitad del siglo veinte, contribuyendo a la historia de la llamada “molecularización” de la biología y la introducción de las computadoras y bases de datos en esta disciplina.

En su ponencia, al brindar la conceptualización sobre ¿Qué significa hacer historia profesional de la ciencia?, la conferencista destacó que “este trabajo se realiza con una búsqueda exhaustiva de indicios y evidencias que nos permiten reconstruir y escribir descripciones densas y profundas”.

“El estudio de los mecanismos de evolución a nivel molecular se constituyó como una disciplina científica a inicio de la década de 1970, pero la historia nos remonta a investigaciones desde 1950”. Este análisis, dijo, contiene un marco histórico sobre el nacimiento de la disciplina de la evolución molecular, y aborda personajes como Watson, Crick, Zukerkandal y Pauling, entre otros.

La ponente expuso el debate que se gestó entre 1960-1990 entre los biólogos evolucionistas organísmicos y moleculares. En ese sentido, refirió las diferencias conceptuales de estas disciplinas, por ejemplo, que, “mientras los evolucionistas moleculares consideraron que las moléculas informaciones son la proteínas y ácidos nucleicos como caracteres privilegiados para el estudio de la evolución, los evolucionistas organísmicos consideraban que los caracteres no proporcionan el mejor registro de la evolución”.

En tanto, la especialista se centró en uno de los personajes importantes dentro de la biología molecular: el químico, bioquímico, activista estadounidense y ganador de dos premios nobel, Linus Pauling, de quien brindó información sobre su biografía, ambiente académico e intelectual, y destacó diversos trabajos, como aquellos referentes a la anemia falciforme y las mutaciones moleculares.

Habló que, a través del desarrollo de sus investigaciones, que ha realizado en instituciones en el extranjero, “ha consultado los archivos históricos y apuntes del Dr. Pauling, conociendo así la historia de la molecularización de la biología y la medicina en la segunda mitad del siglo veinte”.

Igualmente, Edna Suárez-Díaz abordó el debate que surgió en 1942, recalcando los puntos de vista de los evolucionistas moleculares y de los organísmicos, “por un lado, aludiendo que los mejores documentos históricos son las moléculas, y, por otro lado, diciendo que no, que los caracteres morfológicos y funcionales son los importantes”.

Finalmente, Suárez-Díaz describió los puntos de vista controversiales entre E. Zuckerkandl y G. Simpson, y subrayó que, “hace falta aún una mayor investigación histórica de las complejas redes de científicos, instituciones y consideraciones geopolíticas”.

Etiquetas

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE