PARA EL DÍA DE REYES, UNA TRADICIONAL Y DELICIOSA ROSCA

Por: Alejandra Márquez

Fotos: Misael Camarillo

La Rosca de Reyes es elaborada por la Panificadora “La Espiga” de Zacatecas desde ya más de 70 años, lo que la convierte en toda una tradición.

Juan Preciado Lozano panadero desde hace 20 años, junto con otros siete panaderos, elaboran desde el día 4 de enero este pan de forma elíptica,  que según la historia su origen se remonta a la época en que los españoles colonizaron el país, y representa una corona que se adorna con frutos secos y cristalizados de colores, para simular las joyas que estaban incrustadas en las coronas de los Santos Reyes que significan Paz, Amor y Felicidad.

Esta costumbre es la celebración de la última reunión de las festividades de Navidad y en muchos países se acostumbra intercambiar regalos para recordar los obsequios que dieron al

Niño Dios, los Tres Reyes Magos.

Para la elaboración de la Rosca de Reyes, los panaderos trabajan desde las 6 de la tarde hasta las 4 de la mañana, haciendo una mezcla de harina, huevo, mantequilla, azúcar, sal, levadura y canela, la cual se revuelve de 20 minutos a media hora, para lograr una mezcla homogénea. Posteriormente se deja reposar por cinco horas, manipulando la masa para hacer la forma ovalada y ponerla en la charola dejándola reposar por otros 10 minutos.

Después se colocan “los monitos” que representan al Niño Dios, que tuvo que ser escondido y protegido en los días del relato bíblico perteneciente al pasaje del “Día de los Inocentes”, que cuenta que en los tiempos de Herodes, al enterarse éste que había nacido el Rey de Reyes en un humilde establo, ordenó matar a todos los niños menores de tres años, para evitar de este modo, ser derrocado.

Luego, se da paso a la decoración con betún, azúcar y gragea; otras van decoradas con frutas curtidas o secas como higos, membrillos, cerezas, tunas, acitrón y piña o rellenas según el cliente lo solicite.

Después se hornea de 30 a 40 minutos, posteriormente se empaca para ofrecerla así a las familias zacatecanas.

En la panadería “La Espiga”, los tamaños y precios de las roscas varían, ya que se puede conseguir una chica de un kilo a 100 pesos, con cuatro monitos; la mediana de un kilo 200 gramos a 160 pesos con seis monitos y la grande, de un kilo 700 gramos, a 200 pesos con seis monitos.

La panificadora “La Espiga”, es administrada por Rafael Ríos Acosta, quien participa desde hace años en la elaboración de la Rosca Monumental de Zacatecas que es de aproximadamente 40 metros de pan y que será repartida entre los zacatecanos este próximo 7 de enero.

Esta participación ayuda a que la gente conozca el sabor y sobre todo la calidad que dicha panadería ofrece, ya que la materia prima que es utilizada de manera regular, para elaborar sus productos es netamente natural.

Es tradicional que a la hora de cortar una rebanada que el que encuentra el niño adquiere la obligación de comprar tamales hechos de maíz y chocolate, para llevarlos el 2 de febrero Día de la Candelaria.

Así que si quieres una rosca de reyes bien hecha y de un inigualable sabor, ve ya a “La Espiga” ubicada en Calle 2da de Matamoros número 114 en el Centro Histórico de Zacatecas (a un costado de la Fuente de los Conquistadores), o has tus pedidos al teléfono (492)924472, con un horario de servicio de 6 de la mañana a 10 de la noche.

Y este seis de enero, Día de Reyes, si adquieres más de cinco roscas, te harás acreedor a un descuento adicional.

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE