Se busca generar proyecto de vida a menores institucionalizados: Pérez

Zacatecas, Zac.- Manuel David Pérez Navarrete, titular de la Procuraduría de Protección a Niñas, Niños, Adolescentes y Familia, dio a conocer que hay algunos menores de edad bajo resguardo del Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (SEDIF) con cierto retraso en el procedimiento para su adopción.

Para algunos otros que cumplirán la mayoría de edad en los próximos dos o tres años, habrá que generarles su proyecto de vida en este mismo lapso de tiempo. Consiste en garantizarles el estudio y obtener un trabajo que les permita un ingreso, una vivienda y fortalecer el área psicológica para que sepan cuáles son sus circunstancias reales de vida, además de las herramientas que deben desarrollar para ser totalmente autosuficientes.

Tienen que madurar mucho más rápido que otros, agregó, con grandes responsabilidades a muy corta edad, como es el vivir solos, pagar renta, luz, agua, acudir a la escuela, estudiar y seguir preparándose, añadió.

“No podemos tenerlos institucionalizados de manera eterna y nuestra responsabilidad es generarles estas responsabilidades y el área psicológica tiene mucho trabajo en los centros para poder generar proyectos de trabajos reales o generación de oficios con las capacidades que se tienen, generando oportunidades de trabajo con las diferentes instancias gubernamentales”.

Por otro lado, explicó que el área de Atención a Grupos Vulnerables del SEDIF es la encargada de analizar los índices en cuanto al trabajo infantil y se realiza una canalización de los asuntos que se derivan hacia la Procuraduría.

“La mayoría de estos asuntos son de gente que viene de paso y no está establecida, cuyo modo de vida ha sido pedir limosna, limpiar vidrios, trabajar en los semáforos, y vemos a los niños que no están acudiendo a la escuela, a un aprendizaje, y que se ven sin una alimentación sana.

Cuando nos acercamos a ellos y vemos si podemos albergarlos, ellos de los estados vecinos y vienen en temporadas”, puntualizó.

Por ahora se tienen 19 casos en investigación, y la mayoría son de etnia huichola, cuyas familias van y vienen transitando en la capital y diferentes municipios. “Es demasiado difícil luchar contra estos usos y costumbres, que, si bien es cierto, a nuestros ojos violentan los derechos de los niños, finalmente no son personas que estén radicando aquí pero vienen sobre todo en época de Feria”.

En estas circunstancias se hace un trabajo intenso de investigación y al final de cuentas se interrumpe el trabajo infantil, y de aquellos casos que se ven en los semáforos y cruceros de la capital, desafortunadamente nos volvemos a topar con gente de paso que se están dos o tres días y no son sujetos de ser apoyados con algún tipo de programa, aseguró Pérez Navarrete.

Etiquetas

Noticias relacionadas

*

*

Top
CLOSE
CLOSE